buscar noticiasbuscar noticias

Ya se va MLT de las casetas

Rechazan negociaciones con “oportunistas”, dice Sarahí Aguilar

El Movimiento por el Libre Tránsito reconoció la voluntad política del gobernador Alfonso Durazo Montaño y del alcalde de Cajeme, Javier Lamarque Cano, para lograr una solución de fondo al conflicto de la toma de casetas y que Capufe pueda iniciar con el Programa de Residentes, mediante el cual los sonorenses no pagarán peaje.

“Reafirmamos, pues, nuestro compromiso con la sociedad sonorense y con el gobernador para retirarnos de la protesta en las casetas”, dijo Sarahí Aguilar, vocera de dicha agrupación.

Ya se va MLT de las casetas
PUBLICIDAD

“Reafirmamos, pues, nuestro compromiso con la sociedad sonorense y con el gobernador para retirarnos de la protesta en las casetas”, dijo Sarahí Aguilar, vocera de dicha agrupación.

Noticia Relacionada

PUBLICIDAD

Mencionó que algunas de las plazas de cobro ya se habían entregado al Gobierno Federal, “pero fueron retomadas por grupos que son ajenos a nuestra lucha y cuyos intereses están muy alejados de buscar un beneficio para los usuarios de dicha vía de comunicación”.

De igual manera, “rechazamos de manera tajante y categórica que la representación de la Segob en Sonora involucre y trate de negociar nuestra lucha con un grupo de oportunistas, quienes además han sido algunos de los principales detractores de nuestro movimiento, del gobernador del Estado y del presidente de la República”.

Recordó que el MLT inició el combate a la corrupción en la carretera hace casi cinco años, exhibiendo clara y puntualmente el “despojo del que fuimos objeto cuando en anteriores gobiernos estatales y federales, coludidos con empresarios y políticos, se dedicaron a explotarla de manera abusiva, ilegal e inmoral mediante casetas de cobro para enriquecimiento de unos cuantos”.

Mencionó que, en el 2018, el Movimiento por el Libre Tránsito coincidió con el proyecto de Andrés Manuel López Obrador, apoyando su política y su combate frontal a la corrupción.

“Desde luego que enfrentar a toda una estructura de políticos y empresarios "amafiados" que se embolsaban cientos de millones de pesos anualmente a costa del sacrificio de miles de automovilistas, nos ha costado a nuestro movimiento mucha persecución, amenazas, difamación, calumnias, injurias y hasta la cárcel”, señaló.

“Hoy, sin embargo, abrazamos y agradecemos los buenos oficios y la voluntad política del gobernador de Sonora y del alcalde de Cajeme”, añadió.


PUBLICIDAD