buscar noticiasbuscar noticias

Mariposario de El Júpare sigue en el olvido

Fue vandalizado en el 2016 y desde entonces, administraciones municipales van y vienen y ninguna le da, aunque sea, una "manita de gato"

Ojalá que en los presupuestos federal o estatal del año próximo inicien los trabajos de rehabilitación del Mariposario de El Júpare, en el Municipio de Huatabampo, tras más de cinco años de que fue vandalizado.

"Pero de momento todo está casi igual", lamentó el coordinador de ese recinto, Antolín Vázquez Valenzuela, quien recordó que en septiembre de 2016 el refugio fue violentado y robado por sujetos que se llevaron la mayoría de los capullos, dejando la instalación sin la capacidad de albergar más mariposas y ayudar a propagar la especie.

Mariposario de El Júpare sigue en el olvido
PUBLICIDAD

"Pero de momento todo está casi igual", lamentó el coordinador de ese recinto, Antolín Vázquez Valenzuela, quien recordó que en septiembre de 2016 el refugio fue violentado y robado por sujetos que se llevaron la mayoría de los capullos, dejando la instalación sin la capacidad de albergar más mariposas y ayudar a propagar la especie.

PUBLICIDAD

"Hemos insistido en todo este tiempo, pero no ha habido dinero y luego las cosas se complicaron debido a la pandemia; había lógicamente otras prioridades", dijo.

imagen-cuerpo

Explicó que el objetivo era restaurar la estructura, construir barreras de protección y contratar un vigilante nocturno, además de rehabilitar la funcionalidad del mariposario, con el cual se contribuye a la preservación y fortalecimiento de una tradición tan valiosa como la danza del venado y del pascola, en la que los mayos utilizan los tenábaris, que son elaborados con el capullo de la especie.

Mencionó que desde hace varios años se han establecido mariposarios en Sonora, como el de El Júpare, una de las principales comunidades indígenas del sur de la entidad, además de ser uno de los centros ceremoniales más importantes de la cultura Mayo.

"Este conservatorio es un lugar único en El Júpare, donde las mariposas viven en un entorno protegido y especial, lo que ayuda a preservar la naturaleza y las costumbres locales, a la vez que representa un recurso educativo, cultural y económico para la comunidad", agregó.

imagen-cuerpo

Vázquez Valenzuela explicó que dichas mariposas, de la especie Rothschildia y conocidas como "cuatro espejos", son nocturnas y tienen alas  acanaladas y decoradas simétricamente en tonos marrones y dorados, con cuatro cuadrados transparentes, lisos y distintos, que reflejan la luz como un espejo, del cual derivan su nombre.


PUBLICIDAD