buscar noticiasbuscar noticias

Aceptan impuesto, pero no de manera abrupta

Sindicalizados de la UES Navojoa dicen tener dudas respecto al cobro del gravamen, por lo que buscan diálogo

Este lunes, un grupo de trabajadores sindicalizados de la Universidad Estatal de Sonora (UES), unidad Navojoa marcharon por algunas calles de la ciudad para exigir descuentos del IRS de manera paulatina y no de forma abrupta como ocurre actualmente.

En el contingente que partió de la Plaza Santa Fe Springs participó personal administrativo, docentes y de intendencia, quienes además llegaron a las instalaciones de la Junta de Conciliación y Arbitraje para dejar la petición laboral.

Aceptan impuesto, pero no de manera abrupta
PUBLICIDAD

En el contingente que partió de la Plaza Santa Fe Springs participó personal administrativo, docentes y de intendencia, quienes además llegaron a las instalaciones de la Junta de Conciliación y Arbitraje para dejar la petición laboral.

PUBLICIDAD

Pablo Sergio Osuna Amarillas aseguró que hasta el momento no ha habido ningún pronunciamiento por parte del sindicato.

"Nos llegó un documento donde se nos explica que van a negociar esa parte, pero nosotros dudados de esa intención; por lo tanto, nos vamos a seguir manifestando hasta que haya un arreglo," expresó.

imagen-cuerpo

Aclaró que no se están manifestando para rechazar el descuento por el impuesto ISR, sino que sea de manera paulatina, ya que muchos a raíz de la pandemia han tenido que afrontar otros gastos que no hacían, por ejemplo; consumo de luz, equipo de cómputo, internet e incluso gastos generados por la misma enfermedad del Covid.

"De golpe y porrazo nos empezaron a descontar el ISR hasta un 35% en algunos casos, nunca se nos informó que venía esa problemática, cuando depositaron las quincenas de julio, fue cuando nos dimos cuenta. Estamos conscientes que tenemos que pagar, pero de una manera paulatina," explicó.

Detalló que en el caso de la unidad Navojoa están siendo afectados alrededor de 120 trabajadores, entre personal docente, administrativo y servicios.

Comentó que muchos de sus compañeros no participaron en esta marcha para no afectar las clases y otros tienen el temor de sufrir alguna represalia por parte de las autoridades de la universidad e incluso del propio sindicato.

La protesta terminó en las instalaciones del plantel educativo con la instalación de una pancarta y cartulinas.

"Queremos que el gobernador Alfonso Durazo intervenga y nos eche la mano. Sabemos que tenemos que pagar impuestos, pero de una manera gradual, como no las pusieron," aseveró.

imagen-cuerpo


PUBLICIDAD