buscar noticiasbuscar noticias

Caducó Hospital Fernando Ocaranza del ISSSTE en Hermosillo

Reloj Tiempo de Lectura

Sin equipo y en un inmueble que se ha convertido más en un riesgo que en un lugar donde se debe brindar seguridad a los derechohabientes, es en lo que se ha convertido el hospital Fernando Ocaranza del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) en Sonora.

El inmueble que se ubica en el bulevar José María Morelos y la calle Jesús Siqueiros en la colonia Loma Linda, tiene una antigüedad de más de 30 años, en los cuales parece que jamás se le ha dado el mantenimiento correspondiente, pues en el exterior se logran ver paredes carcomidas por el paso del tiempo, así como desagües que arrojan el agua a la vía pública ocasionando con esto daños en el pavimento de las calles Jesús Siqueiros y Gómez Farías.

PUBLICIDAD

El inmueble que se ubica en el bulevar José María Morelos y la calle Jesús Siqueiros en la colonia Loma Linda, tiene una antigüedad de más de 30 años, en los cuales parece que jamás se le ha dado el mantenimiento correspondiente, pues en el exterior se logran ver paredes carcomidas por el paso del tiempo, así como desagües que arrojan el agua a la vía pública ocasionando con esto daños en el pavimento de las calles Jesús Siqueiros y Gómez Farías.

Noticia Relacionada

PUBLICIDAD

Al ingresar a dicho nosocomio por la puerta de acceso ambulancias, se pueden observar instalaciones de equipos de aire acondicionado que son un peligro total, pues las tuberías de los desagües de dichos aparatos, caen sobre las líneas del cableado eléctrico del mismo equipo, lo que podría ocasionar un cortocircuito y provocar un incendio casi incontrolable pues no se observan extintores cerca del área.

En la parte del sótano del edificio se encuentra un aula prácticamente en estado de abandono pues los trabajadores aseguran que debido a que hay un pozo dentro de las instalaciones la cantidad de zancudos que hay en el lugar no permite que se pueda utilizar el espacio para dar clases.

Asimismo en los pasillos del sótano que son utilizados para trasladar la ropa de la lavandería a todo el hospital,se puede observar un recipiente con agua sucia, la cual cae en forma de gotera de una tubería de drenaje y que tiene más de 5 meses, a decir por los mismos trabajadores del hospital del ISSSTE.

En esa área de lavandería los trabajadores utilizan equipo que tiene los mismos años, es decir lavadoras con más de 30 años de antigüedad donde las bandas están expuestas, lo que también podría provocar un accidente a los trabajadores.

En el área se pudo observar las batas y vestiduras de las camas las cuales se encuentran desgarradas o sin color debido a la cantidad de años y lavadas que llevan pues los trabajadores aseguran que desde hace mucho tiempo no se les entrega sábanas o batas nuevas para brindar el servicio.

Además los derechohabientes reportan que el elevador de lugar constantemente presenta fallas lo que ocasiona que algunas cirugías se han pospuesto pues no hay forma de subir a los pacientes al área de quirófano donde también la escasez de equipo para realizar las intervenciones quirúrgicas necesarias es común.

Lo que también es común son la falta de equipos pero estas para detectar los problemas de salud con los que puedan llegar los pacientes al hospital del ISSSTE.

Cabe señalar que a pesar de todas las carencias que se puedan observar en el nosocomio el personal que labora en el lugar hace su mayor esfuerzo para poder brindar el servicio médico correspondiente a los derechohabientes aún y cuando la administración los humilla y amenaza con hacerlos perder el empleo en caso de que denuncien cualquiera de las anomalías que se dan en el lugar.