VIDEO: China prueba con éxito supuesto "sol artificial"

Se busca de generar energía prácticamente ilimitada; las imágenes del EAST son impresionantes, como sacadas de una película; al final era un cohete

Por: Edel Osuna

Definitivamente la ciencia ha dado pasos agigantados, en busca de solucionar graves problemas de la Humanidad, desarrollando aparatos que faciliten la vida, proveyéndole de energía para sus actividades.

Y no, no se trata de una película de ciencia ficción, sino de una realidad, pues China logró lo que ningún otro país y le coloca potencia tecnológica, pues acaba de probar con éxito lo que llamó "sol artificial".

Se trata del EAST (Superconductor Experimental Avanzado Tokamak, por sus siglas en inglés), un reactor de fusión nuclear, capaz de producir energía, prácticamente, ilimitada.

Gong Xianzu, responsable del proyecto, explicó que en su última prueba, el EAST alcanzó una temperatura plasmática de 70 millones de grados Celsius, en un lapso de 1.056 segundos.

Con ello se cubriría la alta demanda energética que promete el proyecto, por el cual se fusionan núcleos atómicos, reacción que puede convertirse en electricidad, un avance que se logró con la inversión de más de mil millones de dólares.

El éxito de China con el EAST pasa a la historia y marca un hito en una nueva era de la industria de la generación de energía.

LA REALIDAD

Aunque es verdad que China está probando el EAST, lo que realmente ocurrió fue que el 23 de diciembre, las autoridades de ese país lanzaron al espacio dos satélites mediante un cohete, el cual fue grabado en Longlu, Wenchang.

Sin embargo, el efecto esférico se debió a la sobreexposición de luz al momento de ser grabado, que pudo ser de tarde o noche, pero no fue lo que se viralizó en redes, como un "sol artificial".

La supuesta prueba la presenciaron cientos de espectadores, quienes vieron con asombro cómo la esfera se elevaba al cielo, misma que emulaba cómo reacciona el centro de una estrella.

El video es impresionante, y en las imágenes se ve cómo el "sol artificial" se elevó, gradualmente, hasta quedar suspendido en las alturas.

Conforme subía, una enorme luminosidad naranja cubrió la zona, emulando un amanecer, una imagen tan realista, que muchos podrían confundirla con el Sol.

DEJA UNA RESPUESTA