Intruso intenta asesinar a la reina de Inglaterra

La monarca se aloja en el castillo de Windsor, donde pasa las festividades navideñas; no es el primer atentado que la soberana sufre

Por: Edel Osuna

Un sujeto armado con una ballesta, se internó en los jardines y terrenos del castillo de Windsor, donde se aloja la reina Isabel II de Inglaterra para pasar las fiesta navideñas.

El hombre fue detenido, luego de haberse metido a los terrenos del castillo, señaló la Policía británica.

De acuerdo con los informes de las autoridades, se trata de un joven de 19 años de edad, originario del Southampton, y actualmente está arrestado.

Se indicó que agentes de seguridad, asignados a Windsor, detuvieron al individuo, a quienes se le escuchó decir que quería matar a la soberana.

Aunque el tipo no logró introducirse al interior del edificio, se le detuvo "como sospechoso de entrar ilegalmente en un espacio protegido y posesión de un arma ofensiva".

Luego del incidente, la familia real fue informada de lo ocurrido, y permanece al pendiente de lo que ocurre en el perímetro del castillo, pues la irrupción se dio cuando Isabel II estaba dentro celebrando la Navidad con sus seres queridos.

Por su parte, el periódico sensacionalista The Sun publicó las imágenes de un video de la cuenta de Snapchat del presunto intruso, en el que se a un hombre con una ballesta en mano, una sudadera negra con capucha y una máscara, cuando se le escucha decir: "Siento lo que he hecho y lo que voy a hacer. Intentaré asesinar a la reina Isabel".

Asimismo hace referencia a una saga de La Guerra de las Galaxias, se da a conocer como indio sij y dice buscar venganza por la masacre perpetrada por las tropas británicas en contra de manifestantes de India, cuando buscaba independizarse.

Aunque no se ha confirmado la autenticidad del video, Scotland Yard evalúa el contenido del material.

No es la primera ocasión que detienen a alguien que intenta acercarse a la reina, pues en 1982, un hombre llamado Michael Fanagan, de 30 años de edad, fue arrestado en el dormitorio oficial de la soberana, donde ella estaba acostada.

DEJA UNA RESPUESTA