buscar noticiasbuscar noticias
Nacional / México

¿Prestaste tu tarjeta de crédito?, ¡cuidado! estas son las consecuencias ante el SAT

Personas físicas o morales que presten este plástico deben conocer que es una práctica que se debe evitar, ya que da pie a la discrepancia fiscal

¿Prestaste tu tarjeta de crédito?, ¡cuidado! estas son las consecuencias ante el SAT

El prestar la tarjeta de crédito a familiares y amigos, es una práctica común entre los mexicanos. Sin embargo, te puedes ser acreedor a sanciones importantes ante el Servicio de Administración Tributaria (SAT)  que es mejor evitar.

Así que las personas físicas o morales que decidan prestar su tarjeta de crédito, deben conocer que es una práctica que se debe evitar, ya que da pie a la discrepancia fiscal ante el SAT.

Las discrepancias fiscales, son cuando los gastos del contribuyente son superiores a tus ingresos, por lo que si prestas tu tarjeta de crédito podrías caer en esta práctica.

imagen-cuerpo

¿POR QUÉ ME PUEDO METER EN PROBLEMAS?

Según el artículo 91 de la Ley de Impuestos sobre la Renta las personas físicas podrán ser objeto del procedimiento de discrepancia fiscal cuando el SAT compruebe que el monto de las erogaciones en un año de calendario sea superior a los ingresos declarados por el contribuyente.

Por lo cual si el SAT detecta que uno de los pagos de la tarjeta de crédito excede a los montos que estas acostumbrado a declarar, podría investigar de dónde proviene este dinero extra a tus ingresos.

A pesar de estar seguro de que tus amigos o familiares te van a pagar el monto acordado, la discrepancia fiscal te volverá un objetivo de investigación ante el SAT para realizar una auditoría sobre todos tus gastos e ingresos y tener otros problemas como el titular de la tarjeta.

SANCIONES DEL SAT

De acuerdo con los expertos, las sanciones del SAT por prestar la tarjeta de crédito serán iguales al ISR o Impuesto Sobre la Renta del monto que no declaraste.

Lo cual quiere decir que recibirás una sanción por parte del SAT de los gastos que hayas generado con la tarjeta bancaria a tu nombre y de los cuales no haya reporte.

Los contribuyentes tendrán 20 días para informar al SAT sobre el origen y procedencia del dinero que efectuaste con la tarjeta de crédito que accediste a prestar. También deberás de tener información adicional como facturas y tickets para demostrar los gastos.