buscar noticiasbuscar noticias

Yaquis desaparecidos

Durante más de una década, Diego se ha dedicado a documentar a los nativos de México, lo que le permitió descubrir lugares olvidados que guardan una gran riqueza cultural

El pasado 13 de julio, hace un mes, algunos integrantes de la Tribu Yaqui en Loma de Bácum fueron “desaparecidos”. Hasta hoy, no se sabe nada acerca de su paradero, pero hay esperanza de que sigan en calidad de rehenes, pero con vida, solo como arma de presión contra las autoridades.

Es por eso que en esta ocasión quiero compartirles un escrito del fotógrafo Diego Huerta, de quien medios de comunicación internacionales refieren que es “fotógrafo documental y director de fotografía especializado en retrato. Durante más de una década, Diego se ha dedicado a documentar a los nativos de México, lo que le permitió descubrir lugares olvidados que guardan una gran riqueza cultural. A través de su lente, Diego ha creado un archivo fotográfico esencial nunca antes creado. Su trabajo ha sido publicado por la revista National Geographic y diferentes medios de Estados Unidos. Cada viaje comienza en la ciudad de Austin, Texas, donde vive actualmente”.

Francisco Gonzalez Bolon
PUBLICIDAD

Es por eso que en esta ocasión quiero compartirles un escrito del fotógrafo Diego Huerta, de quien medios de comunicación internacionales refieren que es “fotógrafo documental y director de fotografía especializado en retrato. Durante más de una década, Diego se ha dedicado a documentar a los nativos de México, lo que le permitió descubrir lugares olvidados que guardan una gran riqueza cultural. A través de su lente, Diego ha creado un archivo fotográfico esencial nunca antes creado. Su trabajo ha sido publicado por la revista National Geographic y diferentes medios de Estados Unidos. Cada viaje comienza en la ciudad de Austin, Texas, donde vive actualmente”.

PUBLICIDAD

Esta es su impresión acerca de los yaquis:

“Cuando visité por primera vez al pueblo Yaqui de Loma de Bácum en el Estado de Sonora, fui advertido por distintas personas que me escribieron a través de mis redes sociales - Ten mucho cuidado Diego, los Yaqui no son muy de confiar, son inclusive agresivos -, esas fueron las referencias que sin pedirlas me fueron dadas.

“Y de cierta forma tenían razón. Han pasado cinco años desde esa primera vez. Cinco años en que he regresado a Loma de Bácum en más de cuatro ocasiones, sí, a ese mismo pueblo repleto de Yaquis poco confiables y agresivos de los cuáles me advirtieron.

“Hoy, un día ordinario del mes de Agosto del año 2021, mientras tú estás plácidamente leyendo cosas que alguien más publica en sus redes sociales, se está llevando a cabo una aniquilación sistemática en el pueblo de Loma de Bácum. Estas palabras no llevan tintes amarillistas, políticos, ideológicos o tendenciosos, son palabras de alguien que ha estado ahí y lo ha visto con sus propios ojos.

“Diez personas de la comunidad han desaparecido sin que las autoridades hayan podido hacer nada para encontrarlas. Cuando hablamos del tiempo de la conquista española, hablamos con orgullo de los pueblos originarios que se defendieron de sus opresores, pueblos que no dudaban en defender con su propia vida su derecho de vivir en libertad, esos pueblos a los que llamamos “los nunca conquistados”.

“Hoy en día los opresores no se llaman “españoles”, sus opresores se llaman “gobierno e industria privada”, quienes quieren arrebatarles sus tierras y autonomía como nación soberana. Y al ellos defender sus derechos de vivir como lo hicieron hace quinientos años, los llamamos revoltosos, anti progresistas, vándalos, flojos, conflictivos. Los gobiernos estatales y federales llevan desde hace ya tiempo una campaña de desprestigio hacia el pueblo de Loma de Bácum, los han querido inmiscuir en secuestros de casetas de cobro, en asesinatos de personas que fueron hasta Loma de Bácum a atacarlos, todo para poder lograr arrancarles sus tierras en nombre del progreso.

“No tienes que creer mis palabras, ni en las palabras de los noticieros o comunicados del gobierno, sería mejor que te des el tiempo de ir a Loma de Bácum y preguntarles ¿Cómo están? ¿Cómo se sienten? ¿Qué ha pasado? ¿Qué hacen unos coches incendiados a la entrada del pueblo? ¿Porqué hay piedras bloqueando el acceso al pueblo?. Puedo asegurarte que serás bien recibido y tus preguntas serían respondidas.

“Eso sí, ten cuidado en tu camino, pues si eres de piel morena podrían confundirte con un Yaqui y acusarte de problemático, y tal vez, tal vez tu familia nunca volverá a saber de ti”.

No hay mucho qué agregar. Usted analice y juzgue.

Comentarios: francisco@diariodelyaqui.mx