buscar noticiasbuscar noticias

Una mirada a Sonora desde Italia

Mis experiencias en el Servicio Exterior Mexicano

Eran las 9 de la mañana y ya se me hacía tarde para tomar el metro – de San Pedro de los Pinos- y llegar al nuevo edificio de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), ubicado más o menos frente al hemiciclo a Juárez en la ciudad de México.

La obligación de estar en la SRE no era menor, se trataba de decidir mi destino y el de mi familia para los próximos años.

Una mirada a Sonora desde Italia
PUBLICIDAD

La obligación de estar en la SRE no era menor, se trataba de decidir mi destino y el de mi familia para los próximos años.

PUBLICIDAD

Me parece hasta chistoso, pero fue a través de dos tómbolas como se giró mi primera orden de traslado, a través de escoger un número en una tómbola y en la otra tómbola se escogería un papelito con la ciudad. Así que la ciudad que escogió mi mano fue Roma y hacia allá nos fuimos mi esposa Consuelo y mis hijos pequeños, Katy y Vladimir, de tres y un año respectivamente. Debo decir que el proceso fue transparente y aunque yo quería irme a Douglas, por la cercanía con Sonora, me enviaron a Roma.

Fue en junio de 2006 cuando llegamos a Roma, al aeropuerto Fiumicino después de una larga travesía por avión en la ruta Hermosillo – Ciudad de México – París – Roma.

VISTAZO AL DESARROLLO REGIONAL

Hay mucho que decir de esa experiencia mientras trabajé para el Servicio Exterior Mexicano en Roma, pero tratando de acotar las temáticas, hoy emitiré mi impresión de lo que vi y viví en Italia alrededor de Roma en términos de desarrollo humano vinculado al Desarrollo Regional.

Siendo yo de Sonora y recién desempacado, uno esperaría encontraren Italia algo similar a la experiencia regional de Sonora, donde las grandes ciudades (los polos de desarrollo) han sido por mucho tiempo Hermosillo, Nogales, Obregón y Guaymas ya que son las "principales" ciudades en las que se puede "salir adelante".

En Italia, obviamente, uno de sus principales ingresos en su producto interno bruto es el turismo además de la moda, pero también encontré que el desarrollo en ese país no sólo está en las ciudades turísticas, a saber, Roma, Venecia, Milán, Nápoles, entre otras.

El desarrollo también se encuentra en las ciudades rurales o universitarias, como Asís, Perugia, Bolonia, Módena, Turín, entre otras.

La sorpresa fue que en Italia sí hay un verdadero desarrollo regional y puedes ir al norte o al sur y ves ciudades que no son turísticas pero que tienen sus propias actividades de agricultura, pesca, ganadera o industrial en la que se ve a simple vista su impacto positivo en la región y puedes encontrar universidades de prestigio, festivales literarios de música y de todo tipo, buenos caminos, ciudades limpias y ordenadas, en suma, se puede advertir un desarrollo humano a ojos vistas.

Claro que esto no lo puedes dejar de comparar con tu terruño, concretamente con Sonora, y pues ves a un Sonora que todavía se encuentra regionalmente fraccionado en grandes secciones, con malos caminos, con Universidades centralizadas, sin festivales que promuevan la identidad y la unión, con desarrollo focalizado y con sonorenses de regiones alejadas de Hermosillo que tienen colaboraciones de Baja California, pero es un municipio de Sonora y se llama San Luis Rio Colorado.

Estoy haciendo una referencia a una experiencia de hace 16 años, pero al recorrer Sonora en estos últimos 10 años no veo diferencia alguna.

Es impresionante que tengamos grandes focos de desarrollo económico como las minas de Cananea, Mulatos y Piedras Verdes, mismas que se encuentran regionalmente en puntos estratégicos de nuestra geografía sonorense pero no veo un verdadero desarrollo humano en las mismas, con más y mejores escuelas, con una Universidad en Cananea que sea financiada por la Mina de Cananea o una en Arivechi financiada por Mulatos.

Guaymas sigue teniendo sus problemas de drenaje y pasan los políticos y pasan los años y nadie arregla nada, no hay derrama económica en las escuelas con mejores computadoras y demás herramientas académicas para los estudiantes; al contrario, en ese puerto se ven más activos los extranjeros con sus organizaciones civiles apoyando a la juventud.

Bahía de Kino con sus hermosas playas también ha sido un destino con una carretera pésima que ahuyenta al turismo potencial de EEUU y Canadá.

Nogales, Sonora, con una dinámica económica interesante, pero sin verdaderos vínculos de la maquila con la sociedad. Sí tiene universidades públicas, extensiones, pero para ir a la universidad debes tener a fuerza carro para llegar porque la UTN y la Unison se encuentran a las afueras de la ciudad y es prácticamente, a veces, imposible llegar si no tienes en qué moverte.

Sé que no estoy encontrando el "hilo negro" en este asunto del desarrollo regional, no estoy diciendo nada que no se sepa, no obstante, ya son muchos los años que han pasado y yo esperando mejoras en los aspectos que comenté, pero nada, sólo promesas de un Sonora mejor, de un "nuevo Sonora" o de que "unidos logramos más"; ahora nos han dicho que Sonora es "tierra de oportunidades". Todos esperamos que así sea.

Tenemos todo para salir adelante y encauzar las dinámicas, creo que además de que haya honestidad también deberá haber coordinación transparente entre las partes del todo.

Italia fue uno de los países más devastados después de la segunda guerra mundial y aun así pudieron levantarse de las cenizas. Y déjenme decirles que, con perdón de los italianos, pero no es que sean los más ordenados del mundo como personas y aun así han salido adelante.

La clave del éxito para un verdadero Desarrollo Regional en Sonora no la sé, pero lo que sí sé, en mi opinión y por la experiencia vivida en Italia, es que sí es posible lograr ese desarrollo humano a través del desarrollo económico que ya existe en algunas regiones de Sonora.

¿Cómo se va a lograr? Con la aplicación ejemplar de la ley, con mejores prácticas en materia de contabilidad gubernamental, pero sin duda, que todo esto se lleve a la realidad, al día a día, no dejarlo sólo en papel. Resaltando que la participación activa de la gente es imprescindible en este proceso. En Italia casi todos participan en las decisiones políticas y algo muy esencial, la mayoría lee.  

Colofón

Me pregunto si Don Samuel Ocaña tomó como referencia la experiencia italiana, su legado en el ámbito del desarrollo regional en Sonora, especialmente en el campo de la educación y la cultura, es de gran valía. 


PUBLICIDAD