buscar noticiasbuscar noticias

Salgado Macedonio y sus amenazas

En una clara incitación a la violencia, y junto a un ataúd, el frustrado aspirante a la gubernatura de Guerrero, Félix Salgado Macedonio, llamó "cabroncito" a Lorenzo Córdova Vianello, consejero Presidente del INE, y amenazó con ir a buscarlo a su propia casa si no le regresan "su" candidatura.

Aunque horas mas tarde se desdijo, pero la amenaza ya está lanzada y uno se pregunta si es a ese tipo de pelafustanes que se le está apoyando para llegar a gobernar a un pueblo que, como el de Guerrero, ya tiene encima muchos problemas, la inseguridad y la pobreza, principalmente.

Francisco Gonzalez Bolon
PUBLICIDAD

De manera soberbia, como lo hacían muchos liderazgos priistas en sus buenos tiempos y lo cual ahora es condenado por los morenistas, Salgado Macedonio habló de que el pueblo de México quiere conocer dónde vive el funcionario electoral y otros seis consejeros, pues considera que sus ambiciones electorales han sido cortadas de tajo por el INE, mas no reconoce que todo se deriva de las denuncias de violencia sexual o incumplimiento de las leyes electorales que tiene encima.

PUBLICIDAD

Según el reporte de diarios internacionales, "el caso de Salgado Macedonio culmina, por el momento, con el respaldo de Morena para que sea su abanderado en las elecciones de Guerrero. Ni las denuncias de violación en su contra ni las protestas feministas dentro y fuera del partido han movido las aspiraciones electorales del senador ni el apoyo de los principales dirigentes del partido".

Y se reafirma:

Pese a lo que simboliza que el representante de Morena tenga dos denuncias por violación en uno de los estados con mayores tasas de violencia feminicida, no existe ningún impedimento legal para que Salgado Macedonio se presente a las elecciones y sea el próximo gobernador de Guerrero. La ley solo prohíbe que un candidato se presente a las elecciones si tiene una sentencia condenatoria y en este caso, la investigación a Salgado lleva estancada en la Fiscalía de Guerrero desde 2017. "Es un problema del país, del machismo y la corrupción en México, que rebasa a Morena y afecta también a los otros partidos. Ojalá este caso sirva para avanzar en algún reglamento o ley que obligue a resolver en un tiempo razonable una demanda por violación", comenta la antropóloga Marta Lamas. "Si se hubiera resuelto a tiempo, no estaríamos en este conflicto", agrega.

En el periódico español El País, se escribió también:

"Solo el tiempo dirá qué factura política le pasará a Morena el caso Salgado, una polémica que va más allá de un asunto partidista para convertirse en una causa que ha abrazado el movimiento feminista en el país. "No entender que las mujeres están siendo una fuerza política importantísima en este país es negar la historia. Negar lo que se tiene ante los ojos", afirma la escritora Margo Glantz.

El caso de este político guerrerense "puso en la mira a Morena, pero también sacó a la luz los problemas de impunidad, violencia política de género y el fracaso del sistema de justicia: solo un 1% de los casos de violencia sexual acaba en una sentencia en Guerrero. "Es una burla decirle a las mujeres que vayan a denunciar si mantienes este nivel tan alto de impunidad", lamenta Patricia Olamendi. La abogada asegura que después de conocerse esta decisión, Morena lanza un mensaje alto y claro a los abusadores. "Los agresores, violadores y feminicidas en este país pueden seguir haciendo lo que quieran porque siempre estarán protegidos", concluye.

Por ello, el hecho de que Morena reconozca la existencia del machismo, pero acabe tomando la decisión de mantener al candidato, ha decepcionado a la mayoría de las mujeres de la militancia, el 51% de las filas de Morena, se afirma.

"Creo que ha habido machismo siempre en este y en todos los partidos. A los hombres les cuesta mucho trabajo reconocer que las mujeres tienen derechos y que su cuerpo no es colonizable. No tienen derecho a que las acosen, las violen o las obliguen a tener hijos", cuestiona Glantz. "Lo grave es que políticamente los hombres no se den cuenta de que el movimiento de las mujeres es un movimiento verdaderamente poderoso", añade.

¿Pasará la prueba Morena o el hecho de que las preferencias electorales a su favor se estén desmoronando ayudará a que rectifiquen el camino?

México así lo espera.

Comentarios: francisco@diariodelyaqui.mx