buscar noticiasbuscar noticias

Mujeres Alfa

La mujer alfa siempre es dominante, para bien o para mal, ya sea en el grupo de amigos o de trabajo

Todos conocemos o tenemos cerca a una mujer alfa. Puede ser tu madre, tu esposa, tu compañera de trabajo, tu amiga, pero siempre hay alguna mujer alfa a nuestro alrededor. En lo personal me da gusto, porque la mujer alfa no permite que nada ni nadie le haga sentir poca cosa, es independiente desde joven, sabe lo que quiere, no depende de nadie para salir adelante, menos de un hombre. Es valiente y le gusta enfrentar retos. También me agrada que no necesita tener una pareja para sentirse realizada, no es como la mujer común que es capaz de empeñar su autoestima y sus bienes con tal de tener a alguien a su lado, aunque ese “alguien” no la valore y solo la vea como un objeto.

La mujer alfa siempre es dominante, para bien o para mal, ya sea en el grupo de amigos o de trabajo. Es de carácter fuerte y de personalidad bien marcada. Es segura de sí misma y su influencia cada vez se siente más en este mundo que tanto las necesita.

Jesús Huerta Suárez
PUBLICIDAD

La mujer alfa siempre es dominante, para bien o para mal, ya sea en el grupo de amigos o de trabajo. Es de carácter fuerte y de personalidad bien marcada. Es segura de sí misma y su influencia cada vez se siente más en este mundo que tanto las necesita.

PUBLICIDAD

Quizá, tanto agravio que han recibido durante años esté provocando que vayan surgiendo cada vez más mujeres alfa que luchan por ser autónomas, autosuficientes, ambiciosas y que estén dejando de sentirse inferiores a los hombres, pero sin perder su esencia femenina. Ellas están conscientes de que tienen mucho camino que recorrer para acabar con la desigualdad de género y la misoginia que por siglos han cargado sobre sus hombros.

La mujer alfa acepta consejos y sabe que es imposible ganar siempre. A ella no le preocupa “dar el primer paso” cuando algo le interesa. Ella fija sus propios límites y traza sus propios caminos para lograr sus objetivos. Cuando la mujer alfa pone cuidado de su imagen personal, femineidad, dedicación y creatividad, puede conquistar al mundo. En México se calcula que más de un 6% de las mujeres pertenecen a esta categoría, y se sitúan en una edad de entre 25 y 54 años de edad, y cada vez están ocupando roles de mayor importancia y lideran grandes grupos en todos los ámbitos de la sociedad.

TGI (Target Group Index México), señala que el estado civil de las alfa mexicanas es: 38% solteras, 34% separadas-divorciadas-viudas y 28% casadas o viven en pareja.

Otro rasgo demográfico clave de este grupo es que, mayoritariamente, tiene una formación académica muy sólida que va del doctorado hasta la preparatoria, lo cual le permite desempeñar cómodamente este rol. Una mujer alfa, por definición, puede o no tener hijos, pero su calidad de madre o tutora no afecta su probabilidad de pertenecer a este grupo específico.

Una investigación hecha por la firma Grant Thornton, concluye que una de cada cinco plazas de alta dirección en México es ocupada por mujeres. Las mujeres alfa se caracterizan por ser contemporáneas, relativamente jóvenes, muy activas, orgullosas de sus éxitos laborales y financieros, seguras, independientes y muy cuidadosas, y, aunque en la mayoría de las familias permanece la estructura del hombre dominante, por lo que se da mucho más el perfil de aquellas mujeres alfa casadas y dominantes, en cuyo caso vive con un “hombre beta” que acepta llevar la casa, cuidar a los hijos y trabajar media jornada.

Lo que habría que saber es cómo les va cuando una mujer alfa se casa con un hombre alfa… ¿Alguien lo sabe?