buscar noticiasbuscar noticias

Grupo México sin cumplir

PUBLICIDAD

Este hecho no tuviera mayor sentido si no es porque involucra acciones a realizar en el estado de Sonora, al cual el Grupo México ya ha dañado gravemente y no ha respondido del todo para resarcir los males creados.

PUBLICIDAD

Como Romo lo único que ve en sus tareas es el signo de pesos, seguramente no sabe lo que es atentar contra la naturaleza y si acaso lo sabe, le importa un comino.

La empresa aludida distribuyó ayer un comunicado a los medios para aclarar que los hechos no son de ese modo y que nadie ha pedido que sean bien tratados por Semarnat.

En su parte medular, el documento cita:

“El pasado 29 de enero se llevó a cabo un encuentro de trabajo con el propio secretario Toledo, convocado por el Jefe de la Oficina de la Presidencia, Alfonso Romo, a fin de solicitar la respuesta de la autoridad sobre 18 trámites de cambio de uso de suelo, pendientes por más de dos años, vinculados a proyectos de minería sustentable en el estado de Sonora.

“Dichos proyectos, que ya contaban con una Manifestación de Impacto Ambiental aprobada por Semarnat, estaban pendientes de la resolución y determinación del pago correspondiente, estimado en 278 millones de pesos, a pesar de haber vencido los plazos legales previstos para ello.

“Se nos informó que, por exceso de carga de trabajo, dicha Secretaría no había podido gestionar las licencias, de las cuales a esta fecha se han resuelto sólo cuatro y 14 siguen en espera de respuesta.

“Los proyectos, debidamente integrados y acordes al marco jurídico, se relacionan con inversiones por mil 500 millones de dólares y más de tres mil empleos adicionales, importantes para el desarrollo y el bienestar de la región y del país.

“Grupo México no ha promovido ni participado en reuniones con autoridades, incluyendo a las de la Semarnat, en las que pretenda un trato de excepción o al margen de la legalidad”.

Ese es el sentir del grupo empresarial, pero otra es la realidad vivida en Sonora. Los desastres contra la naturaleza provocados por ese consorcio no son nuevos ni menores.

Las respuestas a los problemas de contaminación generados por las mineras de ese grupo no han sido lo suficientemente satisfactorias ni para el gobierno ni para los habitantes de la región dañada.

Sin embargo, los funcionarios federales, del anterior y del actual sexenio, han callado sobre esos daños al medio ambiente y parecen arrodillarse ante el factor dinero, cuando lo que la sociedad esperaba de este gobierno era una real transformación en la manera de hacer las cosas.

Ojalá y hubiera mas servidores públicos como Toledo que dicen la verdad a pesar de tener encima la bota de sus mismos compañeros de gabinete, según ellos a AMLO muy cercanos y por lo tanto “todopoderosos”.

Los sonorenses y los mexicanos esperan que en verdad el cambio en este país llegue y no solamente con repartir dinero público a diestra y siniestra con fines puramente electorales.

Comentarios: francisco@diariodelyaqui.mx