buscar noticiasbuscar noticias

A Gustavo Almada Bórquez le queda poco tiempo

A Gustavo Almada Bórquez le queda poco tiempo. Son pocos días ya para las elecciones y apenas acaba de tomar el timón de la nave de Movimiento Ciudadano, con su candidatura a la Presidencia Municipal de Cajeme

Sucesor del malogrado Abel Murrieta Gutiérrez, el ex regidor tiene ante sí un enorme reto: aumentar o conservar para su partido la preferencia de miles de ciudadanos que creen en ese proyecto pero que ante el asesinato no se sabe si habrán de emigrar a otras latitudes.

Pero si apenas hoy sábado se hará oficial el nombramiento de Almada Bórquez, la tarea es mayúscula porque el 4 de junio terminarán las campañas políticas.

A Gustavo Almada Bórquez le queda poco tiempo
PUBLICIDAD

No parte de cero, sin embargo. El empresario de los materiales para la construcción tiene un camino andado, sobre todo en materia de labor social.

Noticia Relacionada

PUBLICIDAD

No solamente ha trabajado para sus dos anteriores campañas electorales sino incluso en tiempos de pandemia fue uno de los pocos empresarios que hombro con hombro con un equipo, repartió alimentos a todas aquellas personas que se quedaron sin trabajo o bien que debieron resguardarse en casa contra el contagio del coronavirus.

Almada Bórquez es uno de esos hombres de trabajo y humanismo que no le gusta decirle a la mano derecha lo que anda haciendo en favor de los más desprotegidos.

Pero lo hace y con mucho entusiasmo sin esperar a cambio reconocimientos, sino que con su labor deja honda huella en la comunidad, sean tiempos electorales o no.

Por lo que se ve, el empresario que va por su tercer intento por conquistar la alcaldía no es tampoco de los que se dejan intimidar. Ha dejado claro que tiene el suficiente valor como para afrontar los retos que impone una sociedad cada vez más informada y exigente.

Por ejemplo, ayer en sus redes sociales escribió:

"Asumimos con honor el compromiso de trabajar para recuperar la tranquilidad de nuestra comunidad. Ya basta de la violencia en nuestras calles.  Este 6 de junio, te invito a que transitemos del miedo a la esperanza. Vota por la paz. Vota Movimiento Ciudadano".

La suya no fue, como dijo ya, una decisión fácil, pero entiende que los ciudadanos deben rescatar el valor de la comunidad, que ha sido abandonada por quienes han estado como gobernantes y es importante que en las boletas electorales haya una opción real de esperanza de cambio en Cajeme.

Por su honestidad y capacidad, Almada Bórquez es una buena opción para gobernar Cajeme. Solamente que ha llegado tarde a la liza electoral y eso puede impedir que crezca en la medida necesaria como para desbancar a quien va a la cabeza de las preferencias.

En su primera incursión como candidato, dejó un buen sabor de boca y estuvo dentro de los niveles como para ganar, mientras que en la segunda ocasión la ola de AMLO impidió ver un comportamiento real del electorado.

Ahora tiene en sus manos la oportunidad de crecer, pero requiere de una campaña muy agresiva, con un equipo de comunicación adecuado, el cual no lo tuvo Murrieta Gutiérrez, de tal modo que pueda repuntar en el ánimo popular en los días que quedan de campaña.

Ya veremos si a partir de este domingo puede meter el acelerador a sus tareas proselitistas.

El valor, lo tiene. Y sus antecedentes de servicio a la comunidad, le pueden ayudar mucho.

Comentarios: francisco@diariodelyaqui.mx