buscar noticiasbuscar noticias

Roban carro y lo devuelven: era de mamá de niño discapacitado

Al parecer, la conciencia les pegó a los ladrones, quienes le dejaron el tanque lleno y agregaron una nota

Al parecer, a un par de ladrones les pegó en la conciencia el robo de un carro, pero es que no fue cualquier vehículo, era el de una madre con un hijo discapacitado.

Roban carro y lo devuelven: era de mamá de niño discapacitado

La que fuera una historia delictiva más se ha vuelto todo un caso en redes sociales, pues cuando los delincuentes se dieron cuenta que en el automóvil iba el menor, decidieron devolverlo, pero lo acompañaron de una nota y le llenaron el tanque.


El incidente se registró a fines de agosto, en Cariacica, en Brasil; la afectada fue Rosyneide Almeida, madre de tres menores, uno de ellos con discapacidad, quien tenía su auto en la cochera.

Hasta el sitio llegaron los pillos y al ver a los niños, le exigieron a la fémina que los bajara, para llevárselo, y así lo hizo.

Los maleantes se robaron la unidad, pero cuando iban de camino a su guarida, se dieron cuenta que detrás había un asiento especial, para el infante con discapacidad.

Algo removió el hasta ese momento duro corazón de los ladrones, quienes decidieron abandonarlo, acompañado de una nota en la que pedían perdón y, a manera de compensación, le llenaron el tanque.

Al día siguiente, una amiga de la familia lo ubicó y llamó a la Policía, cuyos agentes inspeccionaron la unidad motriz y encontraron la nota del uno de los agresores, la cual iba dirigido hacia la mamá del niño.

La nota de los pillos decía: “El crimen pide perdón. En el momento de la tensión no pude ver el problema del niño. El auto está siendo devuelto. Tanque lleno!!!”.

Rosyneide agradeció a los delincuentes su buena acción, pues la unidad la usa para llevar a su hijo a cualquier sitio; “Perdono. Perdono, porque necesitaba demasiado esta silla de auto, necesito demasiado este auto. Solo la silla especial para trasladar a mi hijo cuesta casi 3 mil 500 dólares”.

Aunque al principio se sintió frustrada, pues había escuchado de la delincuencia y muchas veces solemos pensar que no pasaremos por algo así, hasta que ocurre, refirió la mujer.

"Cuando vi que encontraron el auto y leí esa nota que dejaron, hasta me alegró saber que se compadecen del dolor del otro”, puntualizó.