;
buscar noticiasbuscar noticias

Estancados casos laborales en JCyA

Denuncian abogados tardanza en los procesos y la falta de personal en las Juntas de Conciliación

A que continúe la supervisión del personal en la Junta de Conciliación y Arbitraje de Ciudad Obregón por parte de las autoridades de la Secretaría del Trabajo en Sonora, llamó la abogada María Luisa Soto Avendaño. 

Estancados casos laborales en JCyA

La litigante de un despacho externo explicó que aunque inició operaciones el Tribunal de Justicia Laboral, la Junta de Conciliación aún opera para sacar los rezagos. 

Soto Avendaño refirió que durante tres días de la semana pasada la persona encargada de Archivo no se presentó, y quien lo auxilia está incapacitado, lo que ha provocado que las fechas de los procesos que lleva se retrasen, haciendo más lento el proceso de impartición de justicia laboral.


"Deficientes, no sé si porque no tengan presupuesto, no sé si ya no les interese, pero la cuestión es que falta personal, el desinterés del personal que existe de no venir a presentarse a sus labores, porque siguen percibiendo un sueldo todavía", cuestionó.

La abogada laboral afirmó que la justicia laboral debe otorgarse en las formas y tiempos que marca la ley, sobre todo ahora que no ingresan demandas a la Junta de Conciliación, con la entrada en operación de los nuevos tribunales desde el 3 de octubre.

"De ahí (también) creo que con nombramiento hay tres secretarios de acuerdo, si bien nos va, indicó, y ahorita solo hay dos porque se les otorgan permisos y se van como si no hubiera bastante trabajo atrasado la verdad".

"Claro que nos perjudica, porque se nos pasan las fechas, ahorita tenemos fechas señaladas para enero y marzo del 2023, 29 de marzo del 2023 ¿por qué?, porque precisamente no está la gente encargada, o que no estén cumpliendo con su trabajo, porque repito, están percibiendo un sueldo todavía ... todos como seres humanos nos enfermamos o nos pasan cosas fortuitas de causa mayor pero así porque sí, yo creo que no", afirmó.

Por su parte, el abogado Héctor Díaz refirió que aunque la ley establece plazos, un trámite ordinario por despido, contestación o desahogo de pruebas dura aproximadamente un año para resolverse debido a las agendas que en la Junta de Conciliación se tienen, lo que ahora se ha retrasado aún más.

"Pues definitivamente no hay fluidez en los trámites, de repente se cuenta con que andan en proceso de firma y regularmente después de ese proceso deben estar disponibles los del Archivo para que uno los consulte, y pues eso es lo que se está tardando bastante tiempo ... No sé si con justificación o sin justificación, pero (el encargado de Archivo) no ha estado, ayer y hoy yo constaté esta situación de que no está", manifestó.

Aunque se buscó tanto en el lugar como a través del área del área de Comunicación de la Secretaría del Trabajo una entrevista, hasta el momento no se ha podido concertar.