buscar noticiasbuscar noticias

Doña Josefina: un siglo de vida

Manos arrugadas y pelo teñido de blanco, reflejan la experiencia y sabiduría que ha acumulado a lo largo de 100 años

Doña Josefina despierta ternura, abraza sentimiento y cobija amor, debido a que representa un ejemplo de longevidad.

Doña Josefina: un siglo de vida

Sus manos arrugadas y su pelo teñido de blanco, reflejan la experiencia y sabiduría que ha acumulado a lo largo de 100 años.

Doña Josefina nació el 19 de marzo de 1922 en Ameca, Jalisco, pero en la década de los setenta, acompañada de su esposo y su único hijo, llegaron Cajeme en busca de una mejor suerte.

Noticia Relacionada


Apegada al hogar, pasó su vida productiva como ama de casa. Actualmente vive con su hijo en la colonia Robles del Castillo, al sur de Ciudad Obregón, y tiene tres nietos.

Doña Josefina fue la menor de una familia compuesta por tres hermanos y dos hermanas, todos ellos ya fallecidos, el último de ellos hace 25 años.

imagen-cuerpo

Su hijo, de nombre José Martín, de 59 años de edad, mencionó que su madre siempre fue muy trabajadora y, apegada a los principios que le inculcaron sus padres, le enseñó el buen camino.

Doña Josefina se conserva sana, por la naturaleza de la vejez casi no escucha, en lo que respecta a su vista es envidiable, pues puede leer sin el apoyo de lentes.

Se puede desplazar sin ayuda, solo requiere de un bastón para apoyarse y caminar a cualquier rincón de la vivienda que habita.

Su hijo siempre está al pendiente de ella, la cuida y atiende. Además, una perrita de nombre "Princesa" es su fiel compañera, quien le brinda calor y amor a su día a día y le otorga alegría.

Doña Josefina es una abuelita que conmueve e inspira al ser una persona que cuenta con un siglo de vida, una situación extraordinaria.

imagen-cuerpo