buscar noticiasbuscar noticias

Álamos ya sufre estragos de la sequía

Más del 80% de los ganaderos acarrean pasto, agua y otros insumos a sus hatos para evitar que se enferme el ganado

Más del 80% de los productores ganaderos en Álamos han tenido que aumentar el acarreo de alimento, agua y otros insumos a sus hatos ganaderos, para evitar que el ganado se deshidrate y enferme por el intenso calor.

Alberto Limón Quijada, uno de los ganaderos afectados por los efectos de la sequía, aseguró que la única esperanza para salir de esta grave crisis es que las lluvias se adelanten y se generalicen.

Álamos ya sufre estragos de la sequía
PUBLICIDAD

"Esperemos que este año sea una buena temporada de lluvias y de huracanes, para que también la presa Adolfo Ruiz Cortines pueda recuperarse de un bajo almacenamiento que pone en riesgo el siguiente ciclo agrícola en el Valle del Mayo", indicó.

PUBLICIDAD

Afirmó que desafortunadamente la sequía ha sido muy prolongada en Álamos y en varios municipios del sur de Sonora, lo que ha ocasionado severos daños a la agricultura, a la ganadería y a la población en general.

"La falta de lluvias prácticamente está recrudeciendo en todos los aspectos, a la economía formal, a los insumos que se han disparado en los precios y la falta de apoyos gubernamentales que más se resiente entre los productores", añadió.

Deseó que este año llueva a tiempo y pronto pueda desaparecer el escenario apocalíptico y catastrófico que se vaticina para el sur de Sonora, ante las pocas probabilidades de lluvias abundantes para esta temporada.