buscar noticiasbuscar noticias

VIDEO. Como poseído, niño juega free fire dormido

“Daniel, mi amor, no juegues a eso papi, es malo mi amor. Mírame mi vida”, le decía su madre

Debido a la falta de clases presenciales, cada vez es más usual ver a los pequeños con un dispositivo móvil y todo tipo de videojuegos; algunas personas están a favor porque afirman que estimula sus habilidades de concentración, mientas otras afirman que fomenta la violencia y les genera una adicción, ya que dejan de cumplir con sus obligaciones y están cada vez más horas al día sentados frente a una pantalla.

Este debate se acrecentó a raíz de la publicación de un video en Facebook, en el que se ve cómo un niño, dormido, en estado aparentemente sonámbulo, mueve sus manos tal y como si estuviera manipulando un control de videojuego.

VIDEO. Como poseído, niño juega free fire dormido
PUBLICIDAD

Este debate se acrecentó a raíz de la publicación de un video en Facebook, en el que se ve cómo un niño, dormido, en estado aparentemente sonámbulo, mueve sus manos tal y como si estuviera manipulando un control de videojuego.

PUBLICIDAD

El video se hizo viral rápidamente y desató los comentarios de los internautas, quienes lo compitieron más de 140 mil veces.

En la grabación se ve un niño de aproximadamente nueve años, sentado en el piso, moviendo sus manos como si usara su móvil y con la mirada perdida. Por más que las personas que están junto a él le hablan para que reaccione e incluso le tocan la cara y las manos, el pequeño no reacciona y sigue “jugando”.

“Daniel, mi amor, no juegues a eso papi, es malo mi amor. Mírame mi vida”, se escucha decir a la madre del niño, mientras otra persona trata de tener su atención llamándolo por su nombre.

El video fue subido a Facebook con la leyenda: “Madre se desespera al ver a su hijo despertar en las horas de la madrugada jugando Free Fire, como si estuviera poseído por un espíritu maligno”.

Las reacciones de los internautas no se hicieron esperar y mientras algunos opinaron que la culpa era de los padres por permitirle jugar demasiado tiempo, mientras otros piensan que el pequeño está poseído por un espíritu maligno y debe ser exorcizado. Finalmente, otras personas aseguraron que se trata de un caso de sonambulismo y es normal que las personas reaccionen de manera extraña.


PUBLICIDAD