buscar noticiasbuscar noticias

Topito Autoservicio, sin piedad sobre Los de la Bola

PUBLICIDAD

Desde el mismo primer mi­nuto del encuentro, Topito Au­toservicio hizo de las suyas en una sensacional actuación de Iram Monteón, quien fue el héroe del encuentro al despa­charse con siete anotaciones en su mejor actuación del torneo, en donde los sotaneros vivieron una fiesta deportiva ante sus seguidores que no asimilaban el juego ofensivo que estaban realizando.

PUBLICIDAD

La cosecha de anotaciones continuó y su compañero de equipo, Joel Cortez, logró tam­bién salirse con la suya al des­pacharse con cuatro dianas, y poner 11 goles por 0 antes de irse al medio tiempo.

Por su parte, después del descanso obligatorio, el cuadro de Los de la Bola quiso reac­cionar y con una anotación de Dylan Peña logró meter el gol de la honra para reducir venta­ja y poner el 11 goles por 1.

Pero la máquina de hacer anotaciones siguió, cuando Jesús Mendívil se despachó con un hat trick, para poner el 14-1.

El encuentro cerró, con dia­nas de Ángel Ramos, seguido de Alfonso Ramos y José Ra­mos, para cerrar el impresio­nante 18 carreras por 1.

Por su parte, en un agarre lleno de emociones, la pandilla de Taquería Shakala impuso sus condiciones para derrotar 7 goles por 3 a Berrendos de la Universidad Estatal de Sonora, en un juego que se definió has­ta el último periodo.

La primera anotación llegó a cargo de los universitarios, cuando Anhel Reyes levantara la mano para poner el 1 por 0, mientras que rápidamente Ju­lián Aguilera empatara el mar­cador.

El segundo cuarto, Rolando Zamorano por Berrendos logró darle la ventaja de 2 goles por 1, mientras que Luis García volvió a empatar el encuentro a dos goles por bando.

Así se fueron al descanso, los universitarios motivados sa­lieron al tercer cuarto, cuando Omar Cantú los diera la ven­taja, en donde parecía que la balanza se inclinaba para un solo lado.

Pero los taqueros, tenían otros planes, Brayan Nieblas se aplicó al máximo y terminó dejando a varios rivales mor­diendo el polvo para mandar la pelota hacia las láminas en cinco ocasiones y poner el defi­nitivo 7 goles por 3.


PUBLICIDAD