Caen probables autores del atentado en restaurante de Guanajuato

Una deuda millonaria de una de las víctimas, el móvil, indicaron las autoridades

Por: Edel Osuna

Los presuntos responsables del atentado con explosivos en un bar de Salamanca ya están en poder de las autoridades; el móvil, una deuda millonaria de una de las víctimas con los autores, informó la Fiscalía General del Estado de Guanajuato (FGE).

Como Georgina "N" y Eduardo "N" fueron identificados los probables autores intelectuales del crimen que el 19 de septiembre cobró la vida del socio del restaurante Barra 1604 y del gerente, y dejó heridas a varias personas más.

Y es que una transacción comercial que no quedó en buenos términos orilló a que la pareja utilizara un artefacto explosivo para "saldar" una.

A la pareja, la FGE le imputa los delitos de homicidio calificado y homicidio calificado en grado de tentativa, y ya se encuentran ante la autoridad jurisdiccional, que definirá su situación jurídica en la primera audiencia.

imagen-cuerpo

 

EL PLAN PARA COLOCAR EL EXPLOSIVO

Carlos Zamarripa, fiscal general de Guanajuato, expuso que de acuerdo con las primeras declaraciones Georgina y Eduardo llegaron a la ciudad de Cortázar en una camioneta de su propiedad, en la que trasladaron el explosivo, hecho de manera artesanal, listo para accionarse de modo remoto.

Posteriormente, Eduardo se fue a la central camionera en un taxi, donde recogió a su cómplice, quien llevaba la caja con el artefacto, para tomar rumbo a un domicilio, en Salamanca.

Ahí, Georgina solicitó el servicio de entrega de paquetería en un lugar ubicado a 12 kilómetros de donde se registró el atentado.

Los repartidores recibieron la orden de tener cuidado con el paquete y de entregarlo directamente al dueño del lugar, que iba envuelto como regalo, pues ese día la víctima cumplía años.

Con las indicaciones, los repartidores salieron rumbo al bar; a su arribo salió Mauricio, uno de los fallecidos, así como otras personas, entre ellas Mario Alberto, el otro occiso.

Cuando tuvieron el "regalo" en sus manos, el aparato fue activado y explotó, matando en el acto a Mauricio y Mario Alberto, y dejando heridos seriamente tanto a los repartidores, como a otras personas.

DEJA UNA RESPUESTA