buscar noticiasbuscar noticias

T-MEC contra outsourcing

Existen contradicciones dice la Secretaría del Trabajo

La iniciativa para prohibir el outsourcing puede ayudar a que México cumpla con sus compromisos en materia laboral contemplados en el T-MEC, porque se evitaría la rotación de los trabajadores de una empresa a otra y se combatirían contratos de protección, señaló Alejandro Encinas, titular de Política Laboral y Relaciones Institucionales de la Secretaría del Trabajo.

Al participar en el taller "T-MEC-TIPAT: Aspectos laborales", Encinas aseguró que la aprobación de la iniciativa enviada por el Ejecutivo federal a la Cámara de Diputados contribuirá a que se respeten los derechos laborales de los trabajadores.

T-MEC contraoutsourcing

"Esto puede favorecer a los compromisos que tenemos en el T-MEC, porque el outsourcing y el insourcing están vinculados con una alta rotación en una empresa fachada a otra empresa fachada, en donde los trabajadores llegan a contratos de protección.

"Hay estudios que consideran que 8 de cada 10 son contratos de protección negociados por sindicatos blancos, de espaldas a los trabajadores", comentó.

La intención de la iniciativa que prohíbe el outsourcing, dijo, es evitar que un tercero asuma la responsabilidad laboral de la empresa que está contratando servicios de subcontratación.

"De lo que se trata es que no se evada la responsabilidad laboral que un tercero no asuma una responsabilidad laboral en favor de una empresa beneficiada que finalmente es la que tiene que dar la cara por los trabajadores.

"Podrá seguir habiendo procesos de reclutamiento, capacitación, de apoyo para administrar nóminas, pero tiene que quedar claramente identificado quién es el patrón", comentó Encinas.

Admitió qué si bien el outsuorcing está regulado actualmente en la Ley Federal del Trabajo, existen lagunas y contradicciones con las leyes fiscales y de seguridad social que tienen que armonizarse para evitar el uso abusivo de este esquema.

"De ninguna manera se trata esta iniciativa de perjudicar la competitividad y productividad de las empresas", subrayó.

Por su parte, Lorenzo Roel, presidente de la Comisión Laboral del Consejo Coordinador Empresarial, opinó que el tema del outsourcing debería regularse acorde a las legislaciones de los socios comerciales, porque si se prohíbe, podría afectar las inversiones.

"Estamos de acuerdo en una mejor regulación, pero es una figura que se debe regular en forma coincidente con nuestros socios comerciales, que son Estados Unidos y Canadá, y no debemos caer en prohibición en la utilización de esa figura porque podría afectar inversiones y podría generar un conflicto entre los países", subrayó Loel.