Querer es poder: sus 80 años no le impidieron graduarse de prepa

Don Víctor Nicolás Brígido no se queda conforme y ahora quiere ir por una carrera universitaria, convirtiéndose en un ejemplo para las nuevas generaciones

Por: Redacción

Don Víctor Nicolás Brígido no se queda conforme y ahora quiere ir por una carrera universitaria

Curioso desde pequeño, pero no pudo estudiar porque no entendía español, ahora no ve en su edad un impedimento para estudiar, porque dice que es lo único que se llevará cuando muera.

Con 80 años de edad, Víctor Nicolás Brígido se graduó de preparatoria, bajo el sistema de educación abierta en el Colegio de Bachilleres de Oaxaca (Cobao).

El originario de San Lucas Ojitlán refiere que no se quedará conforme, pues ahora que puede y está motivado quiere cursar una carrera universitaria y que le gusta medicina veterinaria.

Se describe como un hombre curioso, pero al no entender español, pues sólo hablaba chinanteco, sufrió discriminación, que aunado a su pobreza optó por no seguir estudiando y se dedicó a trabajar, pero se decidió a aprender español.

Para estudiar, por espacio de 3 años, Don Víctor recorría más de 40 kilómetros cada jueves, hasta la comunidad Vista Hermosa, municipio San Juan Bautista Tuxtepec, para estudiar.

Ahí, en el Centro de Educación Abierta No. 4 recibía asesorías, pero su deseo de aprender, su empeño y su dedicación le llevaron a recibir su certificado.

“Me gusta estudiar, me gusta conocer las cosas, decidí aprender para que el día en que yo muera, lo que estudié se quede en mi cabeza, y eso me voy a llevar”, comenta.

Refiere que los estudios le han abierto nuevas expectativas en su cotidianidad, pues le da más valor a su trabajo, le ayuda a vender mejor sus productos y con su saber puede apoyar a los demás.

“Soy un hombre de trabajo, me dedico al campo. Todos los días, de 4 de la mañana a 7 de la tarde trabajo en la siembra de maíz y frijol, así como en la crianza de cerdos", señala.

Y agrega: "Espero que la vida me alcance para ser profesionista, aunque por la pandemia por el Covid-19 esto se vuelve un poco más difícil, pero me siento muy contento de lo que he logrado hasta hoy".

El deseo de aprender llevó a Don Víctor a ser uno de los mejores alumnos, siempre uniformado, cumplido en sus deberes escolares, entusiasta, que lo hizo merecedor a en una sencilla ceremonia le fuera entregado su certificado de prepa.

DEJA UNA RESPUESTA