buscar noticiasbuscar noticias

Adolescente asesina a su familia por prohibirle usar su celular

El padre del menor lo castigó quitándole el teléfono por sus bajas calificaciones, situación que desató la tragedia

Una tragedia familiar se registró en el municipio de Patos, Brasil, luego de que un adolescente de 13 años asesinara a su madre y a su hermano e hiriera de gravedad a su padre, por prohibirle usar su celular.

Adolescente asesina a su familia por prohibirle usar su celular
PUBLICIDAD

Según el reporte policiaco, el menor fue castigado por su padre, un sargento retirado de nombre Benedito, por su bajo rendimiento escolar, por lo que le retuvo su equipo móvil.

PUBLICIDAD

Posteriormente, el jefe de familia salió a la farmacia por un medicamento para su esposa, situación que el adolescente aprovechó para tomar el arma de su padre, que estaba en un escritorio de la oficina.

El furioso menor se dirigió a la recámara donde se encontraba su mamá descansando y le disparó, provocándole la muerte.

"La madre estaba esperando en la habitación, acostada, durmiendo. Llegó, le puso la pistola en la cabeza y le disparó", dijo el oficial de Policía, Renato Leite, responsable del caso.

El hermano menor lo confrontó, pero, cegado por la ira, lo persiguió por la casa; sin embargo, el agresor fue sorprendido por su progenitor cuando regresaba, quien trató de intervenir y calmarlo para que soltara el arma, pero el joven le disparó, hiriéndolo de gravedad.

El hermano menor al ver a su papá herido fue a tratar de ayudarlo y lo abrazó, fue ahí cuando el atacante le disparó por la espalda, dejándolo sin vida.

Fue el mismo agresor quien avisó a la Policía e intentó convencerlos que habían sido víctimas de un robo.

"El adolescente, con tan solo 13 años, con toda frialdad dejó el arma en su lugar y llamó a los servicios de emergencia. Luego trató de hacer parecer que habían entrado ladrones; sin embargo, después de las investigaciones logramos esclarecer el caso", dijo el jefe policiaco.

El menor fue enviado al Centro Educacional de Adolescentes de Paraíba, donde permanecerá por 45 días, a disposición de la Justicia y del Ministerio Público, mientras se dicta una condena.

La madre y el hermano fueron sepultados, mientras que el padre sobrevivió, pero se encuentra parapléjico debido a las graves lesiones.


PUBLICIDAD