buscar noticiasbuscar noticias

Tiene ánimo comerciante a sus 85 años

De empanaditas, coricos y galletas de mantequilla saca su sustento

A sus 85 años, Roberto Hernández cuenta con energía y ánimo de vender empanaditas, coricos y galletas de mantequilla en el centro de Ciudad Obregón,y es que le gusta mantenerse activo para ganarse el sustento diariamente.

Tiene ánimo comerciante a sus 85 años

"Viene uno de una época de personas trabajadoras, entonces estamos acostumbrados a trabajar, si me pusiera a pedir no me dan, en cambio si me pongo a laborar, sale un diario para comer", expresó.


Los lunes, martes y sábado sale de su vivienda ubicada en la colonia Benito Juárez para establecerse a las 9:30 de la mañana sobre la calle 5 de Febrero y Galeana, lugar estratégico de gran afluencia peatonal y vehicular.

Su jornada laboral, dijo, termina a las 2:00 de la tarde y las ganancias varían, ya que en un día bueno logra ventas de 400 pesos, mientras en un día de poca demanda consigue el ingreso de 200 pesos.

La elaboración de su producto comestible, comentó que es a través de las manos de su esposa, quien con mucho cariño empaca los postres en diversas bolsitas de celofán, según sea el tipo de mercancía.

Platicó que es originario de Manzanillo, Colima, pero desde pequeño sus padres salieron a la aventura y llegaron a Ciudad Obregón, junto a ellos se estableció en la localidad donde contrajo matrimonio y tuvo cuatro hijos, dos de ellos fueron hombres que fallecieron y con vida tiene dos hijas, quienes ya formaron un hogar.

Entre los diversos trabajos que realizó, recordó que hace aproximadamente 40 años fue corrector en esta Casa Editorial, y que en ese entonces no había desarrollo tecnológico, y era más laborioso el proceso de generar el periódico.