buscar noticiasbuscar noticias

Enrique Peña Nieto responde a la UIF: "mi patrimonio es legal"

El exmandatario mexicano enfrenta una denuncia ante la FGR por operaciones con recursos de procedencia ilícita

Luego que se diera a conocer que la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) había detectado y denunciado depósitos irregulares en las cuentas bancarias de Enrique Peña Nieto, este le respondió que su patrimonio era legal, y refrendó su confianza en las autoridades y en las instituciones.

Enrique Peña Nieto responde a la UIF: mi patrimonio es legal

Asimismo, dijo que se le permitirá aclarar todo cuestionamiento en torno a la investigación que la Fiscalía General de la República (FGR) abrió en su contra por lavado de dinero.


A través de su cuenta de Twitter, el expresidente de México dijo que "estoy cierto que ante las autoridades competentes se me permitirá aclarar cualquier cuestionamiento sobre mi patrimonio y demostrar la legalidad del mismo".

Y luego agregó: "Expreso mi confianza en las instituciones de procuración y administración de justicia".

LA DENUNCIA DE LA UNIDAD DE INTELIGENCIA FINANCIERA

La noticia de que la UIF había interpuesto una denuncia contra el exmandatario la dio a conocer Pablo Gómez, titular de la dependencia, durante la conferencia matutina diaria del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Ahí, el funcionario federal explicó que habían detectado transferencias de México a España por una suma de 26 millones de pesos, y de las cuales Peña Nieto fue beneficiario.

Explicó que en las transferencias tomó parte un familiar del exmandatario, así como un hermano, mediante el cual le hicieron llegar cheques.

"De los depósitos destaca la recepción de recursos por 36 millones 333 mil 939 pesos con 31 centavos entre 2013 a 2022 (...), resultan relevantes debido a que al tratarse en efectivo no se conoce cuál es la fuente", señaló Pablo Gómez.

Indició que Enrique Peña tiene relación con dos empresas familiares, las cuales fueron constituidas antes de que fuera presidente y de las que dijo que "se fijaron irregularidades fiscales y financieras".

Hay dos empresas: "A" y "B"; en la primera está como accionista con familiares que manejan grandes sumas, y en la segunda existe una relación trasnacional que se vio beneficiada con contratos cuando estaba en el cargo.

De acuerdo con la UIF, la empresa "B", de 2015 a 2021 realizó 261 transferencias a Estados Unidos, Irlanda y Reino Unido, en moneda nacional y por más de 4 millones de dólares.

Esa misma compañía, junto con la filial trasnacional tienen una cuenta bancaria en la Unión Europea (UE), desde la que transfirieron 164 mil 326 euros a Irlanda.

A raíz de esas irregularidades, la UIF interpuso la denuncia ante la FGR, que inició una investigación por supuestas operaciones con recursos de procedencia ilícita.

imagen-cuerpo