buscar noticiasbuscar noticias

Por temor al coronavirus, ciudad china prohíbe comer perros y gatos

Dicen que “el que se quema con leche, a la cuajada le sopla”, y para no vivir una crisis como la que inició en diciembre de 2019 fueron en contra de sus costumbres

China es un país enorme, con una vasta riqueza cultural y económica, que lo pone a la par de las potencias de Occidente, como Estados Unidos.

PUBLICIDAD

Sin embargo, su gastronomía difiere radicalmente con la de muchas naciones, pues algunas especies exóticas entran en su menú, como perros y gatos.

PUBLICIDAD

En diciembre de 2019, en la ciudad de Wuhan se registró el brote de un nuevo virus, que tuvo su epicentro en el mercado de especies animales exóticas y donde se registró el primer paciente con Covid-19.

Por ello y ante el temor de que se registre un nuevo brote del virus, la ciudad china de Shenzhen lanzó una amplia campaña que prohíbe el comercio de vida silvestre y el consumo de perros y gatos.

Y es que durante las primeras investigaciones, la comunidad científica sospechó que el corona se trasmitió de animales a humanos, pues los primeros contagios se dio en personas que comerciaban especies silvestres, como serpientes, murciélagos, pangolínes, entre otras.

“Los perros y gatos como mascotas han establecido una relación mucho más estrecha con los humanos que todos los demás animales, y prohibir su consumo es una práctica común en países desarrollados y en Hong Kong y Taiwán“, se indicó.

Previamente, y en medio de la pandemia, a fines de febrero el gobierno de China prohibió el comercio y consumo de animales salvajes, lo que debía ser acatado por los gobiernos provinciales; sin embargo, la ciudad de Shenzhen fue más allá, al integrar a canes y felinos en la prohibición, la cual entrará en vigor el 1 de mayo.

A la fecha, el Covid-19 ha contagiado a casi un infectado a más de 937 mil infectados en el mundo, de los cuales han muerto 47 mil.


PUBLICIDAD