Article inline ad

Una pena de tres años de cárcel y sanciones económicas por encima de los 34 mil pesos, enfrentarán aquellos ciudadanos en Nuevo León que padezcan Covid-19 y que de forma irresponsable contagien a otros.

Durante la rueda de prensa de actualización de casos de coronavirus en la entidad, Manuel de la O Cavazos, secretario de Salud en el estado, dio a conocer la reforma penal que se publicó en el periódico Oficial del estado y entra en vigencia este martes.

Dijo que eleva a delito el hecho de que una persona a sabiendas de que padece una enfermedad grave y transmisible ponga en riesgo la salud de otros.

También comentó que el delito podrá ser denunciado ante el Code (Centro de Orientación y Denuncia) y la Fiscalía General de Justicia se encargará de darle seguimiento.