Article inline ad

DETRÁS DEL MUNDO ¿Cómo y por qué están las cosas como están? …Detrás de un mundo-civilización-psicología estamos los seres humanos. Por nuestra mentalidad, actitudes, comportamiento y prácticas somos lo causantes de la composición el drama y tragedias de este mundo. Somos los agentes responsables inconscientes o conscientes, lúcidos o confundidos; serenos o asustados. En esos meses y en los años porvenir estamos emplazados por un jaque que impone, sin escape alguno, revisar, reflexionar, reconocer plena e integralmente la realidad de la vida y del planeta. Reconocer la suprema rectoría de las Leyes Universales que todo lo gobierna de modo eficaz e implacable en el Cosmos-Universo que es el sustento de la continuidad y Ascenso de la Vida y la Evolución de todos los seres: La Exuberancia y Esplendor de la Vida y de la Conciencia consciente. …Aunque los extremos han sido permitidos, para que se sostenga y avance sin freno el furor destructor y suicida con el que nos hemos pervertido y degradado en una enajenación por conceptos e ideas limitadas y limitantes que antagonizan ciegamente contra la vida de la Naturaleza y sus seres. Hemos llegado a la última fase y momento de un ‘mundo civilización en agonía’. –Estamos en tiempo de detener una catástrofe, de revertir y enderezar. Hay modo de afrontar, claro, eficaz y viable a la mano. Cada uno, podemos tener una participación eficiente… Una era en la evolución de la humanidad y un gran ciclo de eras está en su momento final, desde que el ‘homo sapiens’, el animal humano, “animal perfeccionado” apareció en la tierra. El emplazamiento es totalmente implicante, la demanda está sobre la mesa, y en manos de cada hombre y mujer, de las familias y comunidades. Junto con la responsabilidad y las actitudes, la psicología correcta, lo principal es el ‘estilo de vida’ en la vida de cada día… Autosuficiencia alimentaria, auto abasto para la familia y comunidad, es un punto principal… HUMILDAD Con naturalidad, sencillez, inteligencia y sensibilidad, hemos de vernos en el espejo del mundo-realidad que hemos levantado y todavía sostenemos ¿Cómo somos? ¿Cómo estamos? ¿Cómo hacemos? Y con Humildad tomar nuestro lugar. No somos ‘los reyes y reinas de la creación”, no lo somos, aunque es un potencial que puede despertar y activarse a través de la conciencia y la responsabilidad. Por ahora y todavía somos los tontos y torpes depredadores de la Naturaleza y sus seres, y depredadores de otros seres humanos, de la sociedad… Tal vez podamos ser como reyes, en tanto llevemos a cabo una regencia de servicio, integración e interdependencia con la vida que nos rodea, sostiene y educa, y si se comprende y se quiere, podríamos ser agentes laborantes por y para las más altas y mejores expresiones de la Naturaleza en las ‘regiones naturales’, ahora bioregiones. Entonces, seríamos como reinas y reyes, porque toda autoridad y jerarquía es por la facultad de ser, hacer y crecer a través del altruismo, el “servicio impersonal e interno desapego”. El milenario Principio de Sabiduría dice “El que quiera ser el primero que sea el siervo de todos”: Ser y hacer con la vida, por la vida y el bien de todos los seres, entonces sí, con entero desprendimiento de los intereses personales… Hay mucha ciencia disponible, técnicas y práctica: Pensamiento y Sabiduría de tiempo atrás. Todo ello es parte de un patrimonio universal, disponible y a la mano de todos quienes se interesen… Si deseamos y queremos, podemos. No solo por voluntarismo, si con Amor-solidaridad en el corazón y Luz e Identificación en la conciencia. Se dice con razón, en medio de basura de todo tipo, que en internet está la “nueva biblioteca de Alejandría” con sus ciencias y saberes… ¿Qué más hacer o buscar? Conforme a la Sabiduría Espiritual de la Tradición Antigua y del presente, lo primero, para empezar y avanzar, es la Elevación, entrar en sintonía con los ‘planos superiores’… “A CADA QUIEN SU VIRUS” De Enrique Leff (https://www.halacsolcha.org/index.php/ halac/announcement/view/19) “La mayor crisis sistémica de la historia humana. No podemos culpar a la naturaleza. Esta crisis civilizatoria es la conjunción sinérgica de todas las crisis: económica y financiera; ecológica, ambiental, climática y epidemiológica; ontológica, moral y existencial. ‘La humanidad expresa su olvido de la vida’. /El ser humano no se conoce en su espíritu, en su ser, y va sin guía contra sí mismo y contra la vida. Es la causa de todas las causas, problemas y flagelos. El régimen del capital ha desencadenado la degradación entrópica y el cambio climático del planeta se ha venido asociando de maneras cada vez más evidentes, con la ‘liberación’, mutación y transmisión de los virus al invadir y trastocar el comportamiento de los ecosistemas, alterando la resiliencia, el metabolismo y el ‘sistema inmunológico’ propio de la biosfera… “El nuevo coronavirus ha sorprendido a la humanidad, lo menos que podríamos hacer es empezar a hacer las preguntas esenciales y fundamentales… Y pensar cómo construir un mundo diferente a los mundos anteriores. El virus –añade– es portador de la pregunta por la vida”. Sean la luz y la verdad para el bien de todos los seres. ¡Gracias! cosecha@gmail.com