Article inline ad

Se espera un año sumamente complicado en materia económica en el país, y si no se respetan reglas del juego y caemos en una cultura de ocurrencias, eso va a lastimar la confianza, que es un elemento fundamental para que las cosas mejoren.Por: Raúl Armenta Rincón

El presidente de Álamos Alliance, Roberto Salinas León, experto en desarrollo económico, comercio internacional y políticas cambiarias y monetarias, estuvo en la Cumbre que comenzó ayer viernes en la Ciudad de Los Portales.

Advirtió que viene una desaceleración marcada en el crecimiento. “Por lo menos sabemos que tenemos alguna idea de cuál es la dirección y no es una gran fórmula complicada de algún tecnócrata iluminado, sino que es sentido común, las condiciones de prosperidad, y esto nace de la confianza”.

“El Gobierno no genera la riqueza, el Gobierno tiene que contribuir a generar las condiciones que permiten a otros generar la riqueza, tanto a los que están en los estratos más bajos de la población económicamente activa, que puedan movilizarse a otros”, señaló.

Salinas León consideró que muchas de las actuales políticas públicas han sido sumamente tóxicas y han afectado el crecimiento no sólo en Sonora, sino en entidades como Chihuahua, Chiapas, Tabasco y otros lugares del país.

“Pero hay que poner en perspectiva de que no nada más es poner el numerito de que subió o bajó, sino más bien cuáles son las condiciones de inversión a largo plazo”, dijo.

“Y esto no es de derecha, de izquierda, de fifís, de chairos; esto es sentido común; la ama de casa lo conoce mejor que nadie; donde hay confianza hay oportunidad de invertir a largo plazo”, agregó.

Roberto Salinas señaló que, por otro lado, se tiene un compromiso con la estabilidad, la austeridad fiscal y con el comercio exterior, el cual se ha convertido, como se ha visto en Sonora, en una trasformación absolutamente radical.

“Nadie hubiera pensado que México hoy estuviera exportando 300 mil millones de dólares a Estados Unidos, más que China, más que Canadá, más que todo América Latina combinado”, añadió.

Destacó que en algunos casos, como es Sonora y Arizona, ya se habla de una “megarregión”, lo que hace 25 años era impensable, pero aclaró que esto no significa que “ya la hicimos”.

“Más bien hay que ver qué es lo que viene en los próximos 25 años y esto es lo que hay que estar pensando y esto es parte de lo que sale en este tipo de eventos y foros. No se traduce en una política pública o en una iniciativa de ley, sino que se traduce en una idea que ojalá pueda circular”, apuntó.