Article inline ad

Grandes Ligas impondrá sanción ejemplar

Luego del polémico robo de señales ocurrido en la Serie Mundial de 2017, celebrada entre Astros de Houston y Dodgers de Los Ángeles, la directiva de Grandes Ligas encontraron a los culpables y les impuso un castigo ejemplar.

Los responsables, el manager de Astros, A. J. Hinch, y el gerente general de la organización, Jeff Luhnow, fueron suspendidos por un año y, además, deberán pagar una multa por 5 millones de dólares.

Además, les fue negada su participación en los draft 2020 y 2021.

Asimismo, Astros de Houston fue encontrado culpable de violar las reglas de la Liga, pues usaron cámaras de video y tecnología.

Sin embargo, MLB determinó no sancionar a los demás integrantes del equipo, pues considera que éstos solo seguían órdenes de Hinch y Luhnow.

Pese a la polémica, el título de Serie Mundial no será dejado vacante y Astros seguirá siendo campeón de esa edición del Clásico de Otoño.