Article inline ad

Justo antes de desatarse el infierno en la capital sinaloense, un presunto sicario dijo a las personas que se fueran

Con un “Buenas tardes…” un sujeto fuertemente armado advirtió a los comensales de un restaurante de Culiacán que se avecinaba un fuerte enfrentamiento.

“…aquí venimos a avisarles” continúa el hombre, y continúa.

En el documento se aprecia a un hombre robusto y armado, y dice que “se vienen desde Los Mochis, El Fuerte, entonces el que se pueda ir, que se vaya”.

Al líder del grupo le seguían dos tipos más también armados.

También les explica que se retiren porque en caso de que “algo” pasara, señaló la parte posterior del negocio para que se guarecieran.

Y antes de que la grabación sea cortada, se oye que por todas las carreteras iba a Culiacán gente fuertemente armada.