El rescate del campo mexicano está “en plena marcha”, aseveró Víctor Manuel Villalobos Arámbula, titular de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader), quien subrayó que ha iniciado la recuperación de la seguridad alimentaria del país, con soberanía.

Al comparecer ante el pleno de la Cámara de Diputados, como parte de la glosa del Primer Informe de Gobierno, el funcionario federal dijo que para cumplir los objetivos, la dependencia a su cargo ha dirigido sus esfuerzos al fortalecimiento de un sector agroalimentario sustentable e incluyente.

Lo anterior, dijo, basado en el incremento de la productividad y competitividad, y cerrando las brechas que hoy se observan entre distintos grupos de productores y diferentes regiones del país, con apoyo a los campesinos y sus familias a salir de la pobreza y marginación.

Villalobos Arámbula sostuvo que se propone aumentar la disponibilidad de alimentos básicos y reducir la dependencia de las importaciones, que es una condición principal para el logro de la seguridad alimentaria de todos los mexicanos.

Dijo que los programas de Producción para el Bienestar, Precios de Garantía, Fertilizantes, Crédito Ganadero a la Palabra y Apoyo a Cafetaleros y Cañeros han demostrado que con la entrega de recursos de manera directa, sin intermediarios, es posible tener mayor impacto.