Article inline ad

Ante el nulo crecimiento económico del país, se requieren políticas públicas que estimulen la inversión, pero para ello la clave es la confianza, afirmó este miércoles en Navojoa el dirigente nacional de la Coparmex, Gustavo de Hoyos Walther.

Por: Raúl Armenta Rincón

Entrevistado tras encabezar la toma de compromiso del consejo directivo local del organismo, señaló que “detrás del cero crecimiento en México, hay regiones, como la del Bajío y algunas del norte, que registran un crecimiento superior del 4 por ciento, lo que es una muestra, dijo, de que sí se puede crecer en la meta fijada por el presidente Andrés Manuel López Obrador.

Consideró que además de incentivar la inversión se necesita reactivar el sector energético tras el freno que tuvieron sus proyectos, además de que las zonas económicas especiales, que ya estaban a punto de iniciar, también deben reactivarse.

Asimismo, es necesario liberar el gasto público en infraestructura, ya que parecería que sólo hay prioridad en los proyectos de Santa Lucía, Tren Maya y Dos Bocas, por lo que prácticamente toda la inversión pública federal está detenida; es decir, el Gobierno Federal debe ser un partícipe en alentar el crecimiento, sostuvo.

El líder empresarial indicó que la propuesta de Coparmex está basada en que el Gobierno genere certidumbre económica y certidumbre jurídica, que son los dos valores esenciales.

“Con la primera hay estabilidad, se mantienen las tasas de interés competitivas y los proyectos se pueden financiar, mientras que en la parte jurídica, si hay leyes estables y hay autoridades que las apliquen en forma consistente, las empresas pueden realizar inversiones de largo plazo, que es lo que se necesita para que haya crecimiento”, explicó.

“NO SOMOS SABOTEADORES”

Gustavo de Hoyos dijo también que la Coparmex no es un opositor sistemático y subrayó que apoyarán en lo que deba ser apoyado, “pero en lo que tengamos que señalar, también lo haremos de manera clara y de frente”.

En ese sentido, abundó que, a pesar de lo que algunas voces señalan, el organismo patronal no busca ninguna alianza o tipo de vinculación, explícito o encubierto, con un partido político.

“Somos una entidad empresarial que se interrelaciona con el Gobierno Federal en muchísimos temas, de los cuales en unos coincidimos y en otros no. Pero no somos saboteadores de las acciones públicas”, aseguró.

Con respecto a si hay rumbo en el país, opinó que “tenemos rumbo porque este no se define en el Palacio Nacional, sino en el trabajo cotidiano de los mexicanos, y ayuda en mucho si hay buenas políticas públicas y si desde el Gobierno se toman buenas decisiones, pero afortunadamente México es un gran país.