Molestia generó en los vecinos de la sección uno del fraccionamiento Los Girasoles por el “apagón” del alumbrado público que se dio hace más de una semana y que aún no se ha resuelto.

Por: Jesús Alejandro Quintero

La vecina de la calle Margaritas, Laura Ramírez, señaló que ya hace más de una semana que las luminarias no están funcionando, por lo que teme que esta situación detone acciones delictivas, como ocurrió hace algunos años.

“Esta sección es muy tranquila y segura, por los buenos vecinos que la habitan y la buena iluminación que ha habido, pero ahora que no sirven las lámparas es más fácil para los rateros hacer sus fechorías. Hace tiempo aquí sufrimos mucho robo y tememos que vuelva a pasar”, comentó.

Por su parte, Octavio Castellanos aseguró que este problema no se había presentado en mucho tiempo, ya que las lámparas de la calle habían estado funcionando correctamente, sin ningún fallo y repentinamente todas dejaron de funcionar.

“Es extraño que todas dejaron de funcionar. Quizá es algo de un circuito que todas estén conectadas en serie, pero la calle luce muy oscura y ya ni los niños pueden salir a jugar en la noche por miedo a que les pase algo”, expresó.

Jesús y Raúl Lerma revelaron que ya hicieron el reporte a Servicios Públicos, pero que hasta el momento no se ha obtenido una respuesta ni se ha visto que haya ido alguien a tratar de arreglar el problema de iluminación.

“A ver cuándo vienen. Yo creo que están esperando a que pase algo malo para que tengan excusa de trabajar. La semana pasada hicimos el reporte y hasta ahora no se ha visto nada. Ojalá que pronto le den solución a esto, porque sí es complicado que no haya luz en toda la calle”, puntualizó Jesús Lerma.