Llega el reporte de que ya se están empezando a mover los cuadros para la renovación de la dirigencia estatal de Morena.

Por supuesto, hay varios tiradores pero la mayoría de ellos son, como los llaman ahora, “advenedizos” que llegaron con la ola de AMLO desde diversas trincheras, por lo cual no se les puede considerar como plenamente convencidos de las normas y estatutos de ese partido.

En cambio, dicen, hay otros como Daniel Estrella Valenzuela, quien es considerado como uno de los fundadores de esa organización política en el país incluso, pues el Presidente de la República lo conoce muy bien de años atrás.

El navojoense ha vivido en las filas de la izquierda desde que militaba en el Partido Revolucionario de los Trabajadores (PRT) y pasó verdaderas hazañas porque entonces el gobierno sí que la traía contra los socialistas y no los dejaba ni a sol ni a sombra.

Los “izquierdistas” de hoy, con todo respeto, son fifí, por lo que si Morena quiere deveras ser bastión izquierdista, debe tomar en cuenta a quienes en realidad si viven esa ideología y no a los que llegaron incluso al poder con la mesa servida.

 PT Y EL ARCO DEL TRIUNFO

En donde no cantan mal las rancheras es en el Partido del Trabajo (PT). Algunos militantes acusan a la mano derecha de Ana Gabriela Guevara, Ramón Ángel Flores Robles, de repartir puestos dentro de esa organización sin ton ni son.

Por ejemplo, dicen, ayer fue nombrado Jaime López Tejeda como comisionado en Cajeme, pero para ello se pasaron por el arco del triunfo a dirigentes estatales, los estatutos y, sobre todo, la militancia.

“Es un priista disfrazado de petista. A lo único que llega ese tipo de personas es a dividir a los militantes porque tiene apenas unos meses de haberse unido al PT y ya de pronto es el comisionado cuando hay mucha gente que milita desde hace muchos años y nadie los toma en cuenta”, dice uno de los inconformes.

En los últimos meses, asegura, se ha apoderado del PT un grupito de personas que según ellos llegaron para cuidarle las espaldas a Guevara porque piensan que puede ser la candidata a Gobernadora del estado.

Ahí está el reclamo. Ya los dirigentes de ese partido sabrán si lo toman en cuenta o no.

 RELOJ DE LUJO

Hasta el Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, se refirió ayer en su conferencia de prensa mañanera al reloj de lujo que Filiberto Cruz Leyva portaba mientras hablaba ante los agricultores en la caseta de cobro de Fundición de que no le alcanza el dinero para pagar el avío del trigo.

“Ayer que vi las manifestaciones, observé, y no tengo nada contra los que tienen para comprarse un buen reloj, no todo el que tiene es malvado, el que tiene un patrimonio y lo ha hecho conforme a la ley, merece respeto, pero observé que uno de los dirigentes trae un reloj Rolex, qué entonces, qué es lo que están planteando, por qué la inconformidad, porque se decidió apoyar al productor de 20 hectáreas para abajo”, dicen que dijo el Presidente.

Y eso recuerda a un robusto dirigente campesino (sin agraviar) que llegó ante un Jefe del Ejecutivo federal para reclamarle airadamente: “Señor Presidente, los campesinos de Sonora se están muriendo de hambre”. Algunos sostienen que el mandatario, sin pensarlo mucho, le reviró: “Se nota”.

Los que vivieron esa época se han de acordar. Uno no porque no llegamos ni al cuarto de siglo.

DECOMISAN LIBRETAS AL DIF

Una queja contra los agentes de Aduana del kilómetro 21: ayer por la tarde a los empleados del DIF de Álamos los trataron como contrabandistas.

La razón es que traían alrededor de mil libretas escolares que habrían de entregarse entre las comunidades pobres de ese municipio, en especial a los guarijíos.

No hubo criterio entre los aduanales, informan, y las explicaciones y documentos que justificaban el “contrabando” fueron punto menos que desechadas, por lo cual debieron regresar con las manos vacías.

Aunque siempre han existido agentes que no aplican el criterio para tratar a las personas, sobre todo a los turistas a los que les gusta bajarles los dólares, se supone que con el nuevo gobierno los elementos iban a ser capacitados para un trato más humano.

Pero parece ser que ese anhelo ciudadano no ha llegado a ese tipo de dependencias y se comportan peor que los gorilas.