La Confederación Internacional de Trabajadores (CIT) surge ante la necesidad de una nueva fuerza sindical que se identifique con la etapa actual de cambio de nación, manifestó Andrei Castro Reyes.

Por: Michel Inzunza

Constituida el pasado 13 de febrero, dicha organización tiene el distintivo del senador Napoleón Gómez Urrutia, dijo el secretario general de la Sección 305 del Sindicato Nacional de Trabajadores Mineros, Metalúrgicos y Similares de la República Mexicana (SNTMMSRM).

La CIT no está apegada a ningún partido político y la única lucha que enarbola es por el bienestar laboral, derivado de ello, se busca dejar atrás las viejas prácticas que realizan otras centrales sindicales.

Entre los abusos que sufre la clase trabajadora en Cajeme está el que los empleados no conozcan su contrato laboral y en el caso de agremiados a un sindicato, no tienen voz ni voto en asambleas.

Estos atropellos se permiten porque la gente no conoce sus derechos y por eso se les invita a acercarse a la CIT, la cual realizará constantemente jornadas de información, dijo.

Detalló que cualquier grupo de 21 trabajadores puede conformar un sindicato y este adherirse a la CIT, la cual destaca por ser democrática, a diferencia de otras ya existentes, que están politizadas.

Los integrantes del sindicato de mineros acudieron ayer por la mañana a la Plaza Álvaro Obregón, Mercado Municipal y al interior del Ayuntamiento para brindar información sobre la nueva organización, la cual respaldará también al Sindicato Independiente de Trabajadores del Ayuntamiento de Cajeme (Sitrac).