La formación de una “burbuja” poblacional causó en la Entidad un incremento de más de 16 mil jóvenes aspirantes a ingresar al sistema de educación media superior, parte de ellos absorbidos por el Colegio de Bachilleres del Estado de Sonora, informó Martín Yépiz Robles.

Por: Michel Inzunza

Ese fenómeno se originó en 2007, al disminuir la edad mínima de ingreso a primaria, pero actualmente la situación se ha normalizado y con ello la demanda de estudiantes de ingreso a preparatoria, dijo el director académico del Cobach.

Derivado de ello, los cinco nuevos planteles que en 2016 se habilitaron en Sonora para cubrir esa necesidad no presentan mayor demanda y por eso, para el próximo ciclo escolar no se asignó matrícula de nuevo ingreso.

En 2015, la demanda de aspirantes a preparatoria era de aproximadamente 45 mil jóvenes y en 2016 se incrementó a más de 60 mil, añadió.

Con recursos del Gobierno del Estado se habilitaron cinco planteles: San Ignacio, Cohuirimpo; Cajeme, Nogales y tres escuelas más en Hermosillo.

Pero al egresar de preparatoria la generación 2016-2019, la demanda volvió a su normalidad y ya no se justifica la operación de esos cinco centros escolares.

Como ejemplo, este año el Cobach Obregón IV tiene una demanda de 80 alumnos, quienes podrían ser ubicados fácilmente en los tres planteles de la localidad.

Sobre la situación que vive el personal docente y administrativo, dijo que están en pláticas con el sindicato para buscar rescatar a trabajadores con contrato de “tiempo fijo” ya que la mayoría de los 25 empleados cuentan con base y por ello serán reubicados.