Por: Ma. Guadalupe Vázquez

El diputado local, Fi­lemón Ortega Quintos, señaló que la salida del ex gobernador Guillermo Padrés Elías, es compe­tencia de las autoridades competentes.

“Como sonorenses y como legislador siempre estaré en contra de la corrupción y el desvió de recursos del erario, sea quien sea el que lo haga. Igualmente defenderé siempre los derechos de la población y siempre esta­ré en contra de la ilegali­dad”, manifestó.

“La libertad condicio­nal de este señor es com­petencia de las autorida­des y el pueblo es quien se va a manifestar como lo está haciendo, con un total rechazo por la ac­ción y solicitando que se devuelva el recurso que se desvió con otros fines”, indicó.

El regidor de Huata­bampo, Aldo Martínez, expuso que la salida de Padrés es un duro golpe a la ciudadanía sonorense. “Nosotros creíamos que era un juicio verdadero, pero hoy se comprobó que todo el acto fue de men­tiritas, o sea fue fingido todo. Seguramente los legisladores tienen mucho qué hacer en cuanto a los vacíos legales que existen en la procuración de la justicia”.

“Por ejemplo, un ladrón de una lata de sardinas dura más tiempo que un ex gobernador que desvió cientos de millones de pe­sos y que son claramente visibles. Basta ver los bie­nes que hoy ostenta Gui­llermo Padrés, hablando de sus ranchos de la pre­sa, de las 500 hectáreas de nogal, de la cuadra de caballos finos con sus qui­rófanos y un hospital que está más equipado que los hospitales de los sono­renses. Estamos en total desacuerdo con esta sali­da; creo que hay pruebas donde se confirma que desvió cientos de millones de pesos”, refirió.

El dirigente del priís­mo local, Gerardo Cota Patiño, señal que “sin duda alguna reprobamos esa postura que se da de otorgarle libertad provi­sional al ex mandatario para que afronte libre­mente el proceso judicial que se le persigue”.

“Yo creo que esta situa­ción viene a agraviar, a lastimar, a molestar aún más y sobre todo a que se respire ese ambiente de impunidad en Sonora. Por eso el PRI se une a la exigencia enérgica que hace el PRI estatal que dirige Ernesto de Lucas para que este juicio se lle­ve hasta las últimas con­secuencias con claridad”, expresó.

Añadió que se debe castigar al culpable, por­que aún no se olvida ese desfalco que se hizo en el Estado, en perjuicio de las familias de Sonora.