Atiende Cruz Roja 104 lesiones de bala

Atiende Cruz Roja 104 lesiones de bala

En cada servicio sobre uso de arma de fuego, los socorristas implementan el Código Rojo


Por: Michel Inzunza

En lo que va del año, la delegación de Cruz Roja en Ciudad Obregón ha atendido 104 personas lesionadas con arma de fuego y en cada servicio que ha prestado se ha aplicado el protocolo internacional “Código Rojo”, informó José Luis Osegueda Osegueda.
Este procedimiento se lleva a cabo con el fin de salvaguardar la integridad de los socorristas, mencionó el comandante.
Cuando se trata de una situación de violencia o de mucho peligro –por lo regular heridos de bala–, los radios comienzan a sonar de determinada forma y las frecuencias de todas las corporaciones se enlazan al mismo tiempo.
El Centro de Control, Comando y Comunicación (C4) se hace cargo del caso, dijo; enseguida, los cuerpos policiacos acuden al lugar, verifican que el área sea segura y hasta que solicitan la presencia de una ambulancia es cuando acuden los paramédicos.
A veces se deben esperar minutos arriba de la unidad hasta recibir el llamado, dijo, y en la mayoría de casos los lesionados fallecen debido a que los disparos son en partes anatómicas que causan su muerte, sobre todo en la cabeza.
Regularmente se utilizan armas de alto poder, rifles de grueso calibre que causan daños severos, aunque en ocasiones las balas no lesionan órganos y sólo se presentan orificios de entrada y salida, añadió.
Por normatividad, al llegar al lugar revisamos si la persona tiene signos vitales y de ser así la obligación es atenderlo de inmediato y llevarlo a un hospital, agregó, aunque muchas veces los lesionados mueren en el trayecto.
Cada viaje cuesta alrededor de 500 pesos y a eso se suma la aplicación de medicamentos, indicó, por lo general Cruz Roja brinda 40 servicios al día, de los cuales, últimamente tres son a causas de disparos.

 

RIESGOS DE LA PROFESIÓN

“Uno de los peligros a los que estamos expuestos en este tipo de casos, es que los actores de la violencia quieran rematar a la víctima cuando es trasladada a uno de los hospitales”, indicó.
Como ejemplo, recordó, hace pocos años en Culiacán, un grupo de sujetos armados disparó en contra la delegación cuando atendían a una persona herida: “La compañera que estaba en Oficialía murió de un tiro en la cabeza”, puntualizó.

Dejar un Comentario