Nos platicaba un priísta metido hasta la médula…

Nos platicaba un priísta metido hasta la médula en ese partido que conforme pasan los días el tema político se ha ido calentando al grado que las cosas poco a poco van tomando forma. Por ejemplo, nos decía que Cajeme ya se convirtió en un terreno donde operan tres grupos políticos: El de el exalcalde RICARDO BOURS CASTELO, con una capacidad operativa a toda prueba y que ha demostrado que aun con candidatos débiles levantan votos el día de las elecciones, ellos sabrán cómo le hacen.

 

Por: Miguel Ángel Vega C.

 

El otro grupo es el de don FAUSTINO FÉLIX ESCALANTE, que ahora con un mayor manejo de su hijo el alcalde FAUSTINO FÉLIX CHÁVEZ, que en momentos cruciales han demostrado que en política no son improvisados y saben trabajar para cosechar votos. Y finalmente dicen que el exalcalde ROGELIO DÍAZ BROWN también tiene su grupo político en estas tierras y que incluso nunca han dejado de trabajar aunque a su modo. Y nos confió la oreja tricolor que en ese instituto político como en otros suenan los nombres de algunos aspirantes desde hace meses y que a esos nombres les han ido agregando otros de los que cada quien tiene probabilidades de ganar la nominación por circunstancias diferentes, aunque en algunos casos verá usted que se ve claro, a qué grupo pertenecen, en tanto para otros las cosas no son tan claras. Y le diremos nombres con las circunstancias propias de cada uno, según el politólogo que nos pasó el borrego: DENISSE NAVARRO LEYVA, actual secretaria de Desarrollo Social y a quien ya se la deben, si recordamos que en el proceso pasado ella iba por la diputación federal que a última hora se la dieron a don ABEL MURRIETA GUTIÉRREZ, por la influencia del pastor del Yaqui Power RBC y que por las mismas razones hoy es uno de los que suenen para la Alcaldía, aun cuando su presencia en la región ha sido nula desde que se fue de delegado a Baja California y asentó su residencia en Guadalajara. Hay quienes dicen que si la elección es auténtica no gana ni yendo a bailar a Chalma, sin embargo nadie debe cantar victoria, por la aplanadora que usan el día de las elecciones; el diputado EMETERIO OCHOA BAZÚA cuyos méritos hay quienes dicen que no le alcanzan para lograr la candidatura y es apoyado incondicionalmente por RDB, quien lo acomodó en la curul que actualmente disfruta; el otro es el diputado OMAR GUILLÉN PARTIDA, quien asegura el informante que es el único de los cinco que se ha visto en acción, porque los demás se han dormido en sus laureles y el problema es que al final todos van a querer cosechar sin haber sembrado, cuyo apoyo y padrinazgo político proviene del líder campesino JUAN LEYVA MENDÍVIL, pero resulta que en las últimas semanas hasta a él (Juan) lo mencionan en la lista, aunque hay quienes aterrizan la idea concluyendo que el fundador de ALCANO, ya tuvo su tiempo en el que fue diputado federal dos veces y una local. Y la única mujer que anda en el ánimo de los priístas para sustituir al Tinito se llama ANABEL ACOSTA ISLAS, senadora de la República, donde sucedió a la actual gobernadora CLAUDIA PAVLOVICH ARELLANO. Dicen que no pertenece a ningún grupo en especial, aunque lleva excelentes relaciones con la mandataria sonorense, así como con MANLIO FABIO BELTRONES RIVERA y con las cabezas de los tres grupos que le mencionábamos líneas arriba, lo que la convierten en un factor de unidad, que para el triunfo es primordial. Y le comentamos esto último porque es un secreto a voces que ya empezaron los jaloneos entre dichos ruedos para posicionar a sus respectivos gallos. A todo lo anterior agregaremos que tanto los grupos como los suspirantes, deben estar plenamente conscientes que en este juego aun no se ha tirado la última bola y que todo puede suceder, porque sabido es que en las elecciones internas de los partidos son muchos y muy variados los factores que influyen para las designaciones, donde ser trabajador y estar plenamente identificado con las bases, sí ayuda y mucho, pero no es garantía de triunfo, toda vez que influyen los intereses de grupos políticos y económicos que ponen candidatos a modo en la defensa férrea de sus negocios particulares. Por lo tanto habrá que esperar a ver de qué color pinta el rojo, aunque a decir verdad aquí en Cajeme el PAN no representa un peligro, más bien son los partidos chicos los que podrían dar la sorpresa o por lo menos convertirse en bisagras para hacer perder a unos y ganar a otros.

Dejar un Comentario